“Guerra” de cúpula en organización

Eduardo Aparecido de Almeida, alias “Piska”, fue entregado anoche a la Policía Federal brasileña en el Puente de la Amistad. Él se había instalado hace un mes en nuestro país, procedente de Bolivia, donde estuvo oculto. El criminal internacional se había visto obligado a huir cuando estalló una sangrienta guerra en la cúpula del Primer Comando da Capital (PCC) en el Brasil.

“Piska” era secretario de Rogerio Jeremias de Simone, alias “Gegé”, y de Fabiano Alves de Souza, alias “Paca”, integrantes de la “Sintonía Final” del PCC. Eran considerados dos de los máximos jefes de la red criminal, solamente por debajo del histórico líder Marcos Willians Herbas Camacho, alias “Marcola”, hoy preso en una cárcel de máxima seguridad de São Paulo.

“Gegé” y “Paca” fueron asesinados el 18 de febrero de este año en Fortaleza, al ser atacados desde un helicóptero artillado. Según la Policía Federal, malgastaron parte del dinero que el PCC robó en abril de 2017 de la sede de la empresa Prosegur de Ciudad del Este y que les fue confiado para su administración por los demás miembros de la “Sintonía Final” del PCC. Se sospecha que fue “Marcola” quien ordenó que los maten.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD