Cura Silvestre Olmedo va a juicio oral por acoso sexual

El caso del sacerdote Silvestre Olmedo, acusado por supuesto abuso a una joven, fue elevado ayer a juicio oral y público por la jueza Elsa Idoyaga. La magistrada determinó que sí existió un hecho de acoso. Un grupo de mujeres universitarias pidieron castigo para el cura; otras dijeron que es inocente.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/4ML7BZ4TUJFW5GGXXE7OPIRJPU.jpg

LIMPIO (Rocío Portillo, corresponsal). Luego de la audiencia preliminar, la jueza Elsa Idoyaga informó sobre su decisión de elevar a juicio oral y público el caso del sacerdote Silvestre Olmedo, expárroco de la iglesia San José de Limpio.

La imputación de coacción sexual contra el religioso tiene una expectativa de pena carcelaria de 10 años.

Idoyaga manifestó que el Ministerio Público rechazó la pericia psicológica que solicitó la defensa técnica, debido a que la joven no puede ser doblemente victimizada. La defensa planteó sobreseimiento definitivo pero la magistrada analizó y determinó que sí existió el hecho punible de acoso sexual.

PUBLICIDAD

“Hay elementos, declaraciones testimoniales e informes victimológicos de psicólogas forenses, por tanto se debe evaluar todo en un juicio oral”, argumentó la jueza, quien informó además que el año próximo sería el juicio, debido a los casos que se encuentran de antemano.

La denunciante y Olmedo se cruzaron esta mañana para la audiencia. En la ocasión, Olmedo reafirmó su inocencia y acusó a la joven de recibir dinero para seguir con la denuncia en su contra, la trató de mentirosa. De igual manera, la mujer negó la acusación y expresó que sintió asco al ver a su supuesto atacante.

Olmedo fue denunciado por acoso sexual por la excoordinadora de la pastoral juvenil de la parroquia San José de Limpio. Según relató la mujer, el expárroco en principio le expresó su interés, por lo cual ella trató de evitar estar cerca de él.

Sin embargo, siempre de acuerdo a la denuncia, el 21 de setiembre de 2016, el religioso aprovechó que estaba sola en la secretaría parroquial para manosearla en la espalda y el pecho.

A favor y en contra

La plataforma de feministas universitarias se manifestó ayer ante el juzgado exigiendo “castigo ejemplar” para el cura Olmedo. En tanto, otro grupo de religiosas y creyentes, la mayoría exparroquianos, con alabanzas y cánticos, insistieron que el sacerdote es inocente.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD