Productores esperan comprensión de OEA

Representantes de gremios productivos de Paraguay se reunieron con el secretario de la OEA, ante quien ratificaron la legalidad del juicio por el cual Lugo fue destituido de la Presidencia.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/7BGJZ3WZTVF3ZHFZX4QRVHICCU.jpg

El encuentro se realizó en la mañana de este martes en el Hotel La Misión, donde se hospedan Insulza y su comitiva de diplomáticos.

En la ocasión, el ingeniero Héctor Cristaldo, de la Unión de Gremios de la Producción (UGP), expresó su postura a favor del cambio de Gobierno, según comentó Óscar Paciello, titular del Colegio de Abogados, quien igualmente participó de la reunión.

“Esperamos que la OEA comprenda esta situación”, manifestó el profesional al ratificar que Lugo aceptó someterse al juicio político y presentó su defensa ante el Parlamento.

Paciello comentó que los defensores ni siquiera presentaron pruebas de la inocencia del exmandatario ni negaron las acusaciones de mal desempeño.

Insulza se reunió a tempranas horas de este martes con miembros de la Conferencia Episcopal Paraguaya (CEP) en su sede.

Los religiosos y la comitiva de la OEA conversaron sobre la situación del país, luego de la destitución del expresidente Fernando Lugo.

Ni el titular de la OEA ni los obispos dieron declaraciones a la prensa nacional e internacional ya que Insulza se retiró y las autoridades de la Iglesia católica regresaron a su retiro.

Insulza y los embajadores ante la OEA se encuentran en Paraguay desde la noche del domingo último, a fin de elaborar un informe in situ sobre la situación de la democracia local, con el cambio de Gobierno.

La delegación prevé finalizar este martes la tarea para luego presentar un resumen del trabajo al consejo permanente del organismo.

Luego de exponer los datos recabados en Asunción, los miembros permanentes de la OEA sentarán una postura sobre la crisis política paraguaya.

En la víspera, luego de reunirse con el presidente Franco, Lugo y otros políticos, Insulza adelantó que en el país la situación “no es grave, aunque sí delicada”.