"Traumatismo con torsión de rodilla" de Morata; Simeone confía que "sea lo menos posible"

Sevilla, 11 feb (EFE).- Con la cara tapada por la camiseta en el banquillo, entre lágrimas, el delantero del Atlético de Madrid Álvaro Morata apenas soportaba el dolor de los movimientos de su rodilla derecha, lesionada al borde del descanso este domingo contra el Sevilla y cuyo primer diagnóstico arrojó "un traumatismo con torsión" en esa articulación, pendiente de las pruebas médicas.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/QMLZMUL7NBG2HLRTAYYC5WVAQA.jpg

Cargando...

"Ya mañana informará mejor el cuerpo médico. Esperemos que sea lo menos posible y confiamos en que sea lo menos posible", expresó Diego Simeone, su entrenador, en la rueda de prensa posterior en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán, a la espera de los exámenes que determinen exactamente el alcance de la lesión del atacante madrileño.

Antes del final del primer tiempo, con 1-0 ya a favor del Sevilla, con dos ocasiones ya de Morata, con Luis de la Fuente, el seleccionador español, en el palco, su choque con Boubakary Soumaré en un balón dividido, el golpe y la torsión producidas a consecuencia del mismo y la caída dejaron en el suelo al atacante, que se agarró la rodilla con signos de preocupación, con el movimiento de manos para pedir la atención médica sobre el césped.

Atendido durante unos minutos sobre el terreno por Óscar Celada y Gorka de Abajo, médico y enfermero, respectivamente, del Atlético de Madrid, Morata se levantó, se retiró del terreno por su propio pie, con la ayuda de ambos, agarrado por los hombros, para apoyar lo menos posible la articulación, y tomó dirección al banquillo, donde su rodilla fue puesta a prueba por el doctor, con los citados gestos de dolor del delantero.

Antes del final del primer tiempo, el goleador internacional español tomó camino del vestuario para más pruebas.

Ya iniciado el segundo tiempo, entre la espera del parte médico, las redes sociales del club rojiblanco anunciaron a las 19.56 el primer diagnóstico: "Morata tuvo que ser sustituido por un traumatismo con torsión de rodilla".

A la vuelta del vestuario para el segundo tiempo, Memphis Depay entró en el lugar del delantero madrileño.

En el descanso, Jan Oblak y sus compañeros ya preguntaron a Morata por su lesión. "Hemos hablado, pero no saben exactamente qué ha pasado. Espero que no sea nada grave y que pronto va a poder estar con nosotros. Ojalá no haya pasado nada malo y que vaya a estar bien", expresó el portero esloveno en declaraciones a 'Dazn' tras el encuentro.

"No sé lo que había pasado. Sólo vi que tenía algo en la rodilla. Estaba llorando y todo. Pero esperemos que no sea nada grave, que en el próximo partido esté con nosotros intentando ayudarnos", explicó el defensa Gabriel Paulista, debutante este domingo con el Atlético tras su fichaje desde el Valencia, a la finalización del duelo en el mismo medio.

Morata es el máximo goleador del Atlético en esta campaña, con 19 goles entre todas las competiciones en 33 encuentros, como el quinto futbolista de la plantilla con más recorrido en este ejercicio en el esquema de Diego Simeone (2.214 minutos), en el que es el delantero titular al lado de Antoine Griezmann en el once tipo del entrenador argentino.

Ya en el horizonte, en una semana y media, aparece el partido de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones contra el Inter en San Siro, el martes 20 de febrero. Antes, el próximo sábado, el conjunto rojiblanco se enfrentará a Las Palmas en el Metropolitano. Después, jugará en Almería, el sábado 24, y encarará la vuelta de las semifinales de la Copa del Rey contra el Athletic Club en San Mamés, el jueves 29 de febrero.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...