Un ataque rebelde deja al menos diez muertos en el noreste de la RD Congo

Kinsasa, 19 mar (EFE).- Al menos diez personas murieron anoche en un ataque atribuido al grupo rebelde de origen ugandés Fuerzas Democráticas Aliadas (ADF) en el noreste de la República Democrática del Congo (RDC), informaron hoy a Efe líderes de la sociedad civil.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/MOAP76XDJFEHLLTLQPIEIIZQZI.jpg

Cargando...

"De momento, el recuento provisional es de diez civiles muertos, un herido y varios secuestrados por los enemigos", dijo a Efe por teléfono esta mañana Edgard Mateso, vicepresidente de la sociedad civil de la provincia de Kivu del Norte, donde se encuentra la aldea atacada, Nguli.

"Comenzaron por rodear el pueblo antes de asaltarlo. Mataron a población de esa aldea, donde no hay policías y aún menos efectivos del Ejército", añadió Mateso, al asegurar que los rebeldes actuaron sin encontrar resistencia.

Según reportan medios locales, se trata de la primera incursión en el territorio de Lubero de esta milicia, que suele actuar en el colindante Beni y en los territorios de Irumu y Mambasa, en la provincia vecina de Ituri.

El capitán Antony Mwalushayi, portavoz de las Fuerzas Armadas de la RDC (FARDC), confirmó a Efe el ataque pero no detalló el número de víctimas.

"Sí, hubo un ataque y estoy de camino al pueblo atacado", aseguró.

Las ADF son un grupo rebelde de origen ugandés, pero en la actualidad tienen sus bases en las provincias de Kivu del Norte y la vecina Ituri, cerca de la frontera que la RDC comparte con Uganda.

Los objetivos de estos rebeldes son difusos más allá de una posible vinculación con el Estado Islámico (EI), que en ocasiones se responsabiliza de sus ataques.

Aunque los expertos del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas no hallaron pruebas de un apoyo directo del EI a las ADF, Estados Unidos las identifica desde marzo de 2021 como "una organización terrorista" afiliada al grupo yihadista.

Las autoridades ugandesas han acusado al grupo de organizar ataques dentro de su territorio, incluidos dos atentados suicidas en Kampala en noviembre de 2021 y asesinatos por parte de motoristas armados contra altos funcionarios.

Para neutralizar a las ADF, los ejércitos de la RDC y Uganda empezaron a finales de noviembre de 2021 una operación militar conjunta en suelo congoleño que sigue en curso, si bien los ataques rebeldes no han cesado.

Según el Barómetro de la Seguridad de Kivu (KST, en sus siglas en inglés), las ADF son responsables de 3.375 muertes en 640 ataques en la RDC desde 2017.

Frente a los ataques rebeldes en Ituri y Kivu del Norte, sobre todo de las ADF, el Gobierno congoleño impuso en mayo de 2021 un estado de sitio en ambas provincias, pero la medida no ha puesto fin al problema.

Desde 1998 el este de la RDC está sumido en un conflicto alimentado por las milicias rebeldes y el Ejército, pese a la presencia de la misión de la ONU en la RDC (Monusco), con unos 16.000 uniformados sobre el terreno.

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...