El presidente serbio pide diálogo a la oposición ante masivas manifestaciones contra él

Belgrado, 26 may (EFE).- El presidente de Serbia, Aleksandar Vucic, ofreció hoy diálogo a la oposición, que en las últimas semanas ha organizado multitudinarias protestas antigubernamentales para exiguir responsabilidades políticas por la muerte de 18 personas en dos tiroteos.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/MOAP76XDJFEHLLTLQPIEIIZQZI.jpg

Cargando...

"Llamo a esos políticos, de quienes pienso lo peor, al diálogo y a conversar. Mis puertas estarán abiertas desde mañana para cada uno de ellos, para que solucionemos problemas en las instituciones del sistema", dijo Vucic durante ante decenas de miles de sus seguidores, llegados a Belgrado desde todo el país.

"No habrá gobiernos de transición, las autoridades se elegirán en las elecciones y no en la calle, de eso no hay debate".

Acusó a los líderes opositores de usar la tragedia de la muerte de 18 personas -la mitad de ellos niños en un colegio- en dos tiroteos a comienzos de mayo para organizar protestas antigubernamentales.

Decenas de miles de manifestantes, convocados por la oposición, han marchado en tres ocasiones desde el pasado día 8 por las calles de Belgrado y se preparan para volver a salir este sábado para pedir responsabilidad del gobierno por esas muertes.

Vucic declaró que Serbia afronta numerosos desafíos, entre los que destacó Kosovo, la antigua provincia serbia de mayoría albanesa que en 2008 proclamó la independencia, pero que Belgrado no reconoce.

"Guardaremos y buscaremos la paz, lucharé por cada momento de paz, pero si se producen ataques contra la población serbia e intentos de expulsarlos, Serbia no se quedará de las manos cruzadas", dijo Vucic.

En el norte de Kosovo, los serbios denuncian que están siendo discriminados por las autoridades.

En tres municipios se han producido hoy disturbios al intentar manifestantes serbios impedir el acceso a los Ayuntamientos a los alcaldes elegidos en abril, en una elecciones boicoteadas por esa minoría.

Vucic anunció que mañana abandonará el liderazgo de su conservador Partido Progresista Serbio (SNS), después de 11 años al frente, para formar un amplio movimiento que incluiría diferentes organizaciones.

Según el presidente, ese movimiento permanecerá dedicado a la vía de Serbia hacia la UE, pero sin "romper las amistades con los amigos en el Este", en clara referencia a Rusia.

Entre los invitados en el mitin de Vucic estuvo el ministro de Exteriores húngaro, Péter Szijjártó, quien declaró que ambos países están expuestos "a los ataques de la corriente mayoritaria liberal" porque defienden sus "intereses nacionales" y la paz en Ucrania.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...