Alta tensión en el debate entre los candidatos a la Vicepresidencia de Argentina

BUENOS AIRES. El candidato oficialista a la Vicepresidencia de Argentina, Agustín Rossi, y la aspirante libertaria, Victoria Villarruel, se midieron este miércoles en un debate televisivo marcado por la alta tensión con vistas a la segunda vuelta electoral, que se celebrará el 19 de noviembre.

/pf/resources/images/abc-placeholder.png?d=1985

Economía y trabajo; seguridad y defensa; salud, educación y política social; y justicia, derechos humanos y transparencia fueron los asuntos sobre los que debatieron durante una hora y cuarto en el canal TN los representantes de Unión por la Patria (peronismo) y de la formación La Libertad Avanza (ultraderecha), respectivamente.

Esta fue la antesala del debate preelectoral obligatorio, organizado por la Cámara Nacional Electoral, que el 12 de noviembre protagonizarán en Buenos Aires los candidatos a presidente, el oficialista Sergio Massa y el libertario Javier Milei.

Frases como "(Villarruel) se pone enojada y un poquito violenta, la simbiosis con Milei cada vez la penetra más", dicha por el actual jefe de gabinete del Gobierno de Alberto Fernández; o "no te vengas a hacer la Madre Teresa cuando se han peleado contra infinidad de naciones para alinearnos con Bolivia, Cuba, Nicaragua o Venezuela", enunciada por la compañera de fórmula de Milei, fueron algunas de las más sonadas de la noche.

Ambos contendientes ya se habían enzarzado en duros intercambios en el debate televisivo entre candidatos a vicepresidentes previo a las elecciones del 22 de octubre, en el que se enfrentaron también a Luis Petri (Juntos por el Cambio), Florencio Randazzo (Hacemos por Nuestro País) y Nicolás del Caño (Frente de Izquierda).

En esta ocasión, los momentos más tensos se vivieron en los tiempos en los que pudieron argüir con libertad y llegaron a gritarse mutuamente, impidiendo la comprensión para el espectador.

Villarruel insistió en la idea que preconiza su candidato a presidente sobre que estas elecciones suponen "continuidad o cambio", un lema repetido hasta la saciedad especialmente a partir del apoyo de la exaspirante de Juntos por el Cambio (centroderecha), Patricia Bullrich, y del expresidente argentino Mauricio Macri tras las elecciones de octubre.

Por su parte, Rossi recalcó los postulados más duros de Milei sobre la venta de órganos, la libre portación de armas, la privatización de empresas públicas o la dolarización "sin reservas de dólares" para expresar el "miedo" que siente la población argentina a la hora de votar al candidato ultraliberal.

La abogada insistió en la grave crisis económica que vive Argentina, ante la que, según dijo, ni Rossi ni Massa han hecho "nada" en los cuatro años de Gobierno de Fernández para destacar que su formación va a "bajar la inflación -que en septiembre trepó a un 138,3 % interanual- de un hondazo".

"Vivimos un momento crítico para Argentina. Ellos son el pasado marcado por la corrupción, la inseguridad, el desempleo, la inflación, la falta de educación y la erosión de nuestras instituciones y valores. Llegó el momento de poner fin a este pasado. Somos el futuro de una Argentina llena de esperanza y de fe", espetó Villarruel.

Por su parte, el exministro de Defensa (2019-2021) volvió a arremeter contra la candidata libertaria por su cercanía al ámbito militar y su petición, en una manifestación antigua, de "libertad para los genocidas".

Rossi también criticó a La Libertad Avanza por su ambigua posición en la 'cuestión Malvinas' y, especialmente, por querer distanciarse de Brasil o China por cuestiones ideológicas y, de esa manera, poner en riesgo "dos de los principales destinos comerciales que tiene Argentina".

Además, no dejó de recordar el pacto entre Milei y Bullrich tras la primera vuelta, en la que la candidata de Juntos por el Cambio terminó tercera y, por tanto, fuera del balotaje, y señaló que, después de que el libertario la llamó "ponebombas", "la abrazó" y dijo que coincidía "con el 90 % de sus propuestas".

Con muchos reproches y ataques y pocas propuestas concretas, ambos candidatos dejaron la alfombra tendida para el plato fuerte que tendrá lugar este domingo entre los dos candidatos a presidir Argentina desde el 10 de diciembre por el período 2023-2027.

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...