Los dos neonazis italianos investigados en una operación europea son menores

ROMA. Los dos italianos acusados de formar parte de una red de extrema derecha, implicados en una operación europea que ha arrestado a al menos cinco personas, son menores de edad y contaban con puñales y armas y todo tipo de propaganda neonazi.

La esvástica nazi en dos banderas colgadas en el museo creado en la fábrica de Oscar Schindler, en Cracovia, Polonia.
Los dos italianos acusados de formar parte de una red de extrema derecha, implicados en una operación europea que ha arrestado a al menos cinco personas, son menores de edad y contaban con puñales y armas y todo tipo de propaganda neonazi.

Cargando...

Ambos, investigados pero en libertad, son de la ciudad de Turín (norte) y de Salerno (sur) y se les requisó sus ordenadores y teléfonos móviles, informó la Policía en un comunicado.

Los dos fueron involucrados en una amplia operación internacional coordinada por la Europol y Eurojust desde La Haya y que ha supuesto el arresto de cinco sospechosos de Bélgica, Croacia, Alemania, Lituania, Rumanía e Italia, mientras que siete fueron interrogados.

Están acusados de pertenecer presuntamente a una organización de extrema derecha que utilizaba una plataforma en línea para actividades relacionadas con “el terrorismo, incluida la difusión de propaganda extremista violenta, reclutamiento activo de nuevos miembros y el intercambio de manuales de armas impresas en 3D”.

La Policía italiana sostuvo que esta “red oculta” de ultras estaba “preparada a cometer en cualquier momento actos de violencia contra judíos, musulmanes o cualquiera considerado de ‘raza inferior’”.

Los dos neonazis italianos publicaron manuales de ataque

En las conversaciones interceptadas habían publicado “verdaderos manuales para el ataque y sabotaje de infraestructuras” así como para la fabricación de armas y explosivos.

Los nombres de los grupos de chat eran “Join us, Kill with us” (únete, mata con nosotros) o “Kill the enemies of the white race” (Mata a los enemigos de la raza blanca) y usaban frecuentemente símbolos nazis como la esvástica o el “sol negro”.

Asimismo se tenía como referentes a los criminales responsables de atentados como el de la isla noruega de Utoya en 2011 o el de la mezquita de Christchurch, en Nueva Zelanda, en 2019.

Los dos italianos eran particularmente activos en la difusión de mensajes antisemitas aunque al final abandonaron la red neonazi para sumarse a un grupo de Telegram de la misma ideología pero de postura “más teórica e ideológica y menos militante en el plano operativo”.

No obstante, se les ha requisado armas de aire comprimido, un puñal con símbolos nazis y falsificaciones de identificaciones policiales.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...