La reunificación de Irlanda costaría 20.000 millones anuales durante 20 años, dice estudio

Dublín, 4 abr (EFE).- La reunificación de Irlanda provocaría una caída "inmediata" del nivel de vida de la ciudadanía de la isla y solo sería posible a través de un gran aumento de la fiscalidad y la reducción de la inversión pública, según expone un estudio publicado este jueves.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/MOAP76XDJFEHLLTLQPIEIIZQZI.jpg

Cargando...

El análisis del Instituto de Asuntos Internacionales y Europeos de Dublín (IIEA, en inglés) estima que el coste de la integración de la República de Irlanda y la provincia británica de Irlanda del Norte podría ser de hasta 20.000 millones anuales durante 20 años.

Para asumirlo, las autoridades deberán aumentar la fiscalidad en hasta un 25 % y, al mismo tiempo, reducir drásticamente el gasto público en el sur de la isla, precisó el estudio, cuyos cálculos se basan en datos recabados en 2019 -antes de la pandemia-, por lo que advirtió de que ahora las cifras serían más altas.

La desaparición de la frontera invisible que separa ambas jurisdicciones podría elevar en un 10 % la deuda pública de la República de Irlanda, al tiempo que produciría "un aumento muy limitado de los ingresos".

"La bajísima productividad de la economía de Irlanda del Norte", recuerda el estudio, mantiene a la región entre las "más pobres del Reino Unido", mientras que en una Irlanda unida presentaría "un déficit fiscal muy grande".

El estudio de la IIEA sostiene que a pesar de que el sur tiene una renta nacional media "mucho más alta" que el norte, la asunción de las necesidades de la ciudadanía de la provincia británica "ejercería una enorme presión financiera" sobre la República y resultaría en "una importante reducción inmediata de sus niveles de vida".

Los autores arguyen que el coste de la reunificación podría reducirse sustancialmente si Irlanda del Norte efectúa cambios importantes en su economía para mejorar, sobre todo, su productividad.

Estas reformas, apuntan, reducirían considerablemente el déficit norirlandés y, en consecuencia, rebajaría significativamente los costes asociados a una hipotética reunificación.

Pero incluso en el escenario más favorable, avisan, la brecha de productividad entre las dos jurisdicciones unidas tardaría al menos dos décadas en cerrarse.

"No podemos buscar a alguien para que pague por la reunificación. Si sucede, tendremos que pagarla nosotros", declaró hoy a la cadena pública RTE John FitzGerald, coautor de la investigación.

Este asunto ha cobrado fuerza en la isla desde la histórica victoria del partido nacionalista proirlandés Sinn Féin en las elecciones de 2022, que le convirtieron en la primera fuerza de Irlanda del Norte -aunque no pudo formar gobierno- y aboga por la celebración de un referéndum en menos de una década.

El Brexit también ha dado un impulso a esta cuestión constitucional después de que la mayoría del electorado de la provincia británica rechazó en la consulta de 2016 la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE).

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...