Diez años y medio de pena por estafa a Llorens

Anne Gibbons y Fabiola Bareiro de Gómez, contadora externa y asistente, en ese orden, de la empresa Viradolce, propiedad de la empresaria Marys Llorens, fueron sentenciadas ayer a 10 años y medio de cárcel. Es por un millonario desvío de G. 39.267.055.998 y US$ 405.894, detectado en la empresa Viraldoce, propiedad de Llorens, entre los años 2013 y 2015.

Anne Gibbons, condenada.
Anne Gibbons, condenada.Archivo, ABC Color

Así lo resolvió ayer el Tribunal de Sentencia presidido por Elsa García e integrado por Arnaldo Fleitas y Víctor Medina, que declaró a las acusadas responsables de los delitos estafa, lavado de dinero y producción de documentos no auténticos.

En ocasión de presentar sus alegatos finales, tanto el fiscal Giovanni Grisetti como el abogado querellante Guillermo Duarte Cacavelos solicitaron una condena de 14 años de cárcel para ambas. Ayer, la jornada siguió con réplica y dúplica, tras lo cual el colegiado se retiró para deliberar la sentencia.

El ardid estafatorio consistió en hacer firmar a Llorens cheques por millonario valor para realizar supuestos pagos a proveedores, que luego fueron desviados a sus cuentas, previa falsificación del endoso de los representantes de las firmas involucradas.

En un juicio anterior, ambas habían sido condenadas a 11 años de cárcel, fallo que en segunda instancia se dejó sin efecto y se ordenó la realización de un nuevo juicio.

A la fecha, tanto Gibbons como Bareiro se encuentran con arresto domiciliario, medida ratificada por el colegiado. Las condenadas sólo irán a la cárcel una vez firme la condena referida.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD