Fahd Jamil se da por detenido

El otrora poderoso empresario Fahd Jamil (79), conocido como “El padrino de la frontera”, se entregó a las autoridades del Brasil. Llegó al aeropuerto de Campo Grande (capital del estado de Mato Grosso Do Sul), donde ya lo aguardaban los efectivos de la Delegación Especializada en Represión a Robos a Banco, Asaltos y Secuestros de la Policía Civil, con quienes ya había acordado su entrega.

Fahd Jamil Georges, poderoso empresario de la frontera, apodado “El padrino de la frontera”. (Foto archivo).
Fahd Jamil Georges, poderoso empresario de la frontera, apodado “El padrino de la frontera”. (Foto archivo).

El secretario de seguridad pública del Estado, Antônio Carlos Videira, explicó que desde hace días los agentes venían negociando con Jamil y sus familiares y que finalmente se concretó su entrega.

Llegó en una aeronave bimotor en compañía de uno de sus hijos y del abogado Gustavo Badaro, quien tiene previsto solicitar arresto domiciliario, teniendo en cuenta su deteriorado estado de salud.

Jamil es considerado como el jefe máximo de una organización criminal que desde la década de los ’90 se dedicaba primero al contrabando de café y azúcar y luego al tráfico de drogas y armas.

El “padrino de la frontera” había sido detenido por la Policía Federal en el estado de Paraná hace cerca de 40 años y tras permanecer recluido en la cárcel de Ahu, en Curitiba, fue nuevamente puesto en libertad.

Actualmente, venía siendo investigado por la muerte del jefe de seguridad de la Asamblea Legislativa, Ilson Martins Figueiredo, quien fue asesinado a tiros de fusil en Campo Grande, el 11 de julio de 2018.

El crimen habría sido en represalia por la desaparición del hijo de Fahd, Daniel Alvarez Georges, “Danielito”, en 2011 y quien fue declarado oficialmente muerto este año, luego de varios años de su desaparición. Hay conjeturas de que el cuerpo fue disuelto en ácido para que nunca sea hallado, pero dichas versiones nunca fueron confirmadas.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.