Anuncian movilización para exigir accesos peatonales y vehiculares en Caacupé

Los pobladores de la compañía Potrero Po’i y Cabañas de la ciudad de Caacupé anuncian una manifestación para mañana a las 08:30, en el barrio San Isidro, en el km 50 de la ruta PY02. Los habitantes de la zona exigen la inclusión de tres pasos peatonales y vehiculares en esa zona.

Caacupeños anuncian movilización y exigen que escuchen sus peticiones
Las obras siguen en el barrio San Isidro de Caacupé.Faustina Agüero

La duplicación de la ruta PY02 a cargo de Consorcio del Este (Sacyr -Ocho A), representado por Luis Pettengill, “amigo” del presidente de la República, Mario Abdo Benítez, ya generó múltiples quejas porque el proyecto no contempla las necesidades de los habitantes de diversas zonas. En el km 50 no fueron previstos pasos peatonales y vehiculares en los barrios Perpetuo Socorro, Espíritu Santo y San Isidro, respectivamente.

Las obras de ampliación de la ruta PY02 desde Ypacaraí (departamento Central) hasta Pastoreo (departamento de Caaguazú) están presupuestadas en 500 millones de dólares y fueron adjudicadas por la Ley de APP (Alianza Público Privada). El Gobierno nacional debe cubrir 1.700 millones de dólares a las firmas consorciadas en un plazo de 30 años mediante la explotación del cobro de peajes, que entró en vigencia en el año 2018.

Mercedes Martínez, pobladora del barrio San Isidro, mencionó que se encuentran muy preocupados por la falta de interés de las autoridades del MOPC (Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones) y ante el nulo apoyo del intendente municipal, Diego Riveros (PLRA), y del gobernador de Cordillera, Julio Romero (PLRA) en cuanto a las necesidades de los habitantes de los barrios afectados por la defectuosa obra de ampliación de la ruta PY02.

En la zona funcionan la escuela y colegio “8 de Diciembre”, afectadas por la falta de accesos peatonales y vehiculares. Añadió que las clases ya están por empezar y al no contar con accesos no hay forma de que sus hijos puedan llegar al local sin exponer sus vidas, ya que la institución quedaría aislada sin no se revierte el plan diseñado sin considerar la realidad de la zona.

Además los trabajos que se desarrollan en la zona representan un peligro constante para los niños, más aún en días de lluvia. Urge la apertura de al menos un paso peatonal provisorio antes del inicio del año lectivo, que será el próximo mes, expresó.

En las compañías Ytú, Ytumi, Ypucú, entre otros también tuvieron el mismo problema, pero fueron incluidas las aperturas de accesos peatonales y vehiculares luego de protestas. El caso de los barrios de las compañías Cabañas y Potrero Po’i también debieron ser corregidos, pero fue ignorado, explicó Martínez.

No previeron necesidades de los pobladores

“Los del MOPC no previeron las necesidades de los pobladores y pretenden dejarnos sin accesos. Queremos una solución viable”, expresó la pobladora.

Explicó que desde hace tiempo vienen arrastrando estos problemas por las obras y ahora la situación se vuelve más grave porque corren el riesgo de quedar sin accesos si es que los trabajos se llegan a concretar de la manera que quieren hacerlo.

En esa misma zona la empresa que se encarga de las obras causó daños irreversibles al arroyo Ortega, uno de los recursos hídricos más importantes de Caacupé y que tiene su naciente precisamente en el sector.

Los lugareños se comunicaron con la Municipalidad de Caacupé para expresar su descontento y al respecto el concejal Emilio Ortega, en representación del intendente Diego Riveros (PLRA), les prometió una solución con los directivos del MOPC, refirió Martínez. Sin embargo, pasaron días y no han obtenido respuesta de ninguna autoridad. Por esa razón mañana se movilizarán y no descartan el cierre de la ruta PY02 ya que consideran que es la única forma de que las autoridades “escuchan” las quejas del pueblo.

“Seguiremos luchando para que no nos dejen sin accesos, no pueden dejarnos encerrados. Exigimos que nos incluyan en el documento en el están las otras comunidades afectadas”, enfatizó.

Intentamos hablar con el intendente Diego Riveros, pero no respondió nuestras reiteradas llamadas a su teléfono celular. El gobernador Julio Romero tampoco contestó. El representante de Rutas del Este, Luis Pettengill, también ignoró nuestro intento de comunicarnos con él. Estamos abiertos en caso de que deseen referirse a las denuncias e inquietudes de los pobladores afectados.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.