El rey Carlos III vuelve a Londres para seguir su tratamiento contra el cáncer

El rey Carlos III volvió a Londres desde su casa campestre de Sandringham, donde descansaba con su esposa Camilla tras haber comenzado la semana pasada su lucha contra un cáncer no especificado. El monarca británico regresó al Palacio de Buckingham para seguir con su tratamiento oncológico.

El rey Carlos III regresó a Londres desde su residencia de campo de Sandringham para seguir su tratamiento contra el cáncer.
El rey Carlos III regresó a Londres desde su residencia de campo de Sandringham para seguir su tratamiento contra el cáncer.123630+0000 DANIEL LEAL

Cargando...

Carlos III comenzó su tratamiento contra el cáncer el 5 de febrero, según medios británicos, aunque el Palacio de Buckingham no lo confirmó oficialmente. Ahora, el monarca regresó a Londres desde su residencia de Sandringham para continuar con su estricto tratamiento oncológico.

El rey de los británicos, Carlos III, y la reina Camilla, quien lo acompaña en todo momento, llegaron en helicóptero al Palacio de Buckingham. Luego, la pareja real fue en coche hasta su residencia de Clarence House. Y fue ahí cuando ambos fueron captados por los flashes de los medios. El monarca saludó cordialmente a los fotógrafos desde la ventana del automóvil que lo llevaba a su casa.

Recordemos que la semana pasada, la casa real británica anunció que tras una cirugía de agrandamiento de próstata, Carlos III fue diagnosticado de “un tipo de cáncer”, sin especificar nada más al respecto.

Pero Carlos III se ve muy bien, y el domingo pasado fue a la iglesia en Sandringham con la reina Camilla para asistir a un oficio religioso. Esta fue su primera aparición pública tras su diagnóstico de cáncer y los medios británicos tomaron imágenes de un sonriente rey, pese al momento que está atravesando.

Carlos, un rey agradecido

El rey Carlos III hace unos días agradeció “de todo corazón” los numerosos mensajes de apoyo y de “buenos deseos” que recibe desde su duro diagnóstico.

“Como sabrán todos aquellos que han sido afectados por el cáncer, esos pensamientos amables son el mayor consuelo y aliento”, expresó el monarca británico.

“Es igualmente alentador escuchar cómo compartir mi propio diagnóstico ha ayudado a promover la comprensión pública y arrojar luz sobre el trabajo de todas aquellas organizaciones que apoyan a los pacientes con cáncer y sus familias en todo el Reino Unido y el resto del mundo”, destacó Carlos III.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...