¿En bici, en el sentido del tráfico o a contramano? La Agencia Nacional de Tránsito resuelve la controversia

Un Manual Básico del Ciclista hecho público este fin de semana por la Agencia Nacional de Tránsito y Seguridad Vial resuelve varias dudas que tienen los ciclistas a la hora de pedalear en su bicicleta; sobre todo, dada la escasa y descuidada infraestructura segura. ¿El ciclista debe ir a contramano o no? o ¿se mantiene la preferencia de paso que tienen los vehículos a motor? He aquí las respuestas a algunas de las dudas más comunes.

Un ciclista circula en bicicleta sobre la avenida mariscal López, equipado con casco y chaleco
Un ciclista pedalea su bicicleta sobre la avenida Mariscal López, equipado con casco y chaleco reflectivo. Circula a la derecha, como dictan las normas de tránsito.Natalia Daporta

Cargando...

Las bicicletas, según las define el Manual Básico del Ciclista, son vehículos perfectamente preparados para circular por la vía pública. Como tales, comparten el espacio con los autos, camiones, ómnibus, peatones, etc., por lo que tienen el mismo número de probabilidades que estos vehículos de tener un siniestro o accidente de tránsito, “aunque las consecuencias serán siempre mucho peores, debido a que la bicicleta no tiene ningún tipo de protección y el ciclista es el que se lleva todo el golpe”.

Para evitar accidentes hay reglas específicas y también normas básicas de seguridad y comportamiento cuando se utiliza una vía pública como conductor de una bicicleta.

¿En sentido del tráfico o en contra del tráfico?

Muchos ciclistas creen que pedalearán más seguros si lo hacen a contramano del tráfico, ya que eso les permitirá ver lo que ocurre sin necesidad de torcer el cuello.

En el manual se aclara: la bicicleta no debe circular en sentido contrario al tráfico, pues es una exposición innecesaria a un siniestro o accidente.

Además, la separación mínima entre automovilistas y ciclistas debe ser de 1,5 m y el ciclista debe conducir siempre en línea recta, no en zigzag. Ir en línea recta es muy importante, ya que permite ser predecible para los demás usuarios de la calle.

Auto o bici: ¿quién tiene preferencia?

Según el manual, un alto porcentaje de los accidentes ocurre en los cruces de calles y esto se debe a que son espacios compartidos y de negociación en los que no hay marcas que señalen carriles y donde los vehículos confluyen en un mismo punto desde direcciones distintas.

“Para evitar riesgos en los cruces, hay que anticiparse y observar, por lo cual la sugerencia es mantenerse alerta y no olvidar que en ellos los problemas están delante y no detrás. Por eso, es necesario transmitir a los automovilistas el mensaje de que aun siendo conductor de bicicleta se puede ejercer el derecho de preferencia de paso. Dudar en las intersecciones solo genera confusión y abre la puerta a comportamientos riesgosos”, dice el manual de la Agencia de Tránsito.

Pero, de todas formas, se añade que si un conductor cede el paso, deteniéndose y haciendo una señal con la mano o con las luces, antes de cruzar hay que revisar si el auto no esté tapando la visibilidad de otro vehículo que quizá no se ha visto.

¿Qué pasa en los semáforos?

Los semáforos representan puntos conflictivos para un ciclista. Uno de los peligros comunes identificados por la Agencia de Tránsito es que, con frecuencia, los peatones arrancan un poco antes de que la señal cambie a “siga”. En esos casos es mejor cederles el paso, aun cuando se tenga la prioridad.

En calles de doble sentido hay que prever si hay flecha para giro a la izquierda, para evitar quedar atrapado en el giro. También se debe tener en cuenta la posibilidad de que algún automovilista no respete la señal de pare en las transversales.

Al detenerse delante de la línea de autos, y sin estorbar a los peatones, se debe permanecer visible y respetar lo que indican las luces del semáforo.

Consultá a continuación, in extenso, el Manual Básico del Ciclista:

Ciclista: siempre visible

El ciclista debe ser visible, de día y de noche. Lo más importante para aumentar la visibilidad diurna es utilizar luces delanteras y traseras específicas para circular durante el día, según este manual, que además aclara que no todas las luces son visibles durante el día y que los colores fluorescentes no funcionan de noche, ya que requieren de la presencia de luz solar para hacerse visibles.

Y ¡ojo! que los materiales reflectantes no funcionan de día.

¿Qué reglas de tránsito debe cumplir el ciclista?

El cumplimiento de las reglas de tránsito es obligatorio. En Paraguay, está vigente desde el año 2014 la Ley 5.016 de Tránsito y Seguridad Vial, que tiene varios artículos dedicados a las personas que se mueven en bici. Son los siguientes y también están incluidos en el manual.

  • Artículo 70.- Los conductores de bicicletas transitarán con arreglo a las disposiciones especiales contenidas en el presente capítulo.
  • Artículo 71.- Reglas especiales. El conductor que guíe por las vías públicas tendrá derecho al pleno uso del carril de circulación de la derecha. Queda prohibido que circulen por un mismo carril más de dos bicicletas, sus conductores asidos de otros vehículos o enfilados inmediatamente tras otros automotores. Estos vehículos no circularán entre carriles ni entre filas de vehículos, debiendo conservar la respectiva fila.
  • Artículo 72.- Número de ocupantes. Estos vehículos no serán utilizados para llevar más de dos personas, incluido el conductor.
  • Artículo 73.- Circulación por carriles especiales. Cuando circulen por los carriles especialmente demarcados para esta clase de vehículos, no podrán salir de ellos y los demás vehículos no podrán ocupar tales carriles.
  • Artículo 74.- Objetos transportables. No se llevarán en estos vehículos objetos o elementos que impidan al conductor mantener ambas manos en el manubrio, así como la estabilidad y el adecuado control del vehículo.
  • Artículo 75.- Circulación por las aceras. Queda prohibida la circulación por las aceras y paseos públicos destinados exclusivamente a los peatones.
  • Artículo 76.- Uso obligatorio de casco y chaleco reflectivo. Los ocupantes deberán llevar puesto el casco reglamentario y normalizado que cubra toda la cabeza, con excepción del rostro. Los ciclistas al momento de la circulación deberán utilizar un casco reglamentario y normalizado por la autoridad competente.
  • Artículo 78.- Material reflectivo. Las bicicletas estarán equipadas con elementos reflectivos en pedales, ruedas y en su parte trasera para facilitar su detección durante la noche.

El Manual Básico del Ciclista, al que se puede acceder desde este artículo y también en la página de la Agencia Nacional de Tránsito y Seguridad Vial, tiene 25 páginas y compendia una historia de la bicicleta, nociones sobre su importancia, sus partes, las señales básicas, pautas de seguridad, equipamiento, mantenimiento básico y más.

“Ser ciclista conlleva derechos y obligaciones (...) El uso responsable de la bicicleta es un ejemplo para los demás usuarios de la vía pública, propiciando una convivencia sana y respetuosa entre todos. Utilizarla de forma cotidiana tiene beneficios individuales (en lo económico, la salud física y mental); sociales (disminución del tránsito vehicular, contribución con la reducción de gases contaminantes, fomento a la convivencia) y en el uso democrático del espacio público”, escribe Luis Christ Jacobs, director ejecutivo de la ANTSV.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...