Tenemos éxito porque hacemos bien las tareas

El 7 de febrero de 2019 el Paraguay cerró en Nueva York EE.UU., la colocación de bonos soberanos por US$ 500.000.000 con vencimiento en 2050, a una tasa de interés o de rendimiento del 5.4% y a un precio cercano a su valor par (99,987)*, recibiendo unos días después en sus cuentas el producido de la operación. Se introdujo en la estructura financiera, tres amortizaciones consecutivas en los años 2048, 2049 y 2050; lo que facilitará el manejo de su portafolio mitigando los riesgos.

El libro se cerró el 4 de febrero de 2019, con US$ 3.400 millones, una sobresuscripción de casi 7 veces superior a lo anunciado. El libro fue de una profundidad y calidad tal que nos permitió reducir la expectativa inicial de tasa de interés en 25 puntos básicos, resultando en una concesión por nueva emisión cercana a cero.

¿Cómo se explica tamaña recepción del mercado a la primera emisión del Gobierno?

Es sencillo, estamos construyendo sobre lo que funciona: una macroeconomía ordenada y responsable, que el mercado reconoce, valora y aprecia. Hemos cumplido lo que hemos prometido en cada emisión anterior, invertir en infraestructura y en el manejo del pasivo, y continuamos con esas exitosas políticas sanas a largo plazo, a las que sumamos el compromiso político de este Gobierno con las reformas estructurales tan necesarias, el fortalecimiento de las instituciones, la inversión en capital humano, la reducción de la brecha digital y la mayor conectividad del país.

PUBLICIDAD

Además, y lo más importante, los equipos que trabajan en la emisión, el capital humano del Ministerio de Hacienda y del Banco Central del Paraguay (BCP), son de extraordinaria capacidad profesional; permitiéndonos, entre otras cosas, tener preparada toda la documentación necesaria a tiempo, y así aprovechar una ventana en el mercado que se veía propicia.

Con la documentación lista; elegimos el modo intra diario (intraday basis) lo que minimizó el riesgo de ejecución, nos dio más flexibilidad y pudimos así sintonizar el sentimiento del mercado aprovechando el momento generado con noticias positivas en la economía mundial y la familiaridad del mercado con Paraguay.

Como Gobierno recientemente instalado, fue nuestra primera transacción, que resultó ser la de plazo más largo (31 años), la de menor tasa (yield) y de menor spread o diferencia con respecto a los bonos del tesoro americano (T+233.6 bps).

El hecho de que el nuevo Bono 2050 se haya transado unos días después en el mercado secundario de Wall Street a una tasa de interés del 5,36% y con un precio apenas superior a su valor par, ambos muy cercanos a los valores de la emisión primaria, confirma el éxito de la operación.

Esta emisión sigue el camino de todas las que la antecedieron: aprovechó la condición del mercado y se sacaron los términos más convenientes para el Paraguay en ese momento. Se hizo, como antes, lo mejor que se pudo hacer, sabiendo encontrar y aprovechar el momento adecuado.

Los recursos generados serán invertidos en reducir el déficit de infraestructura que es una necesidad imperiosa y como materia pendiente nos queda llevar adelante las reformas estructurales, y seguir fortaleciendo las instituciones.

(*) Cuando el precio se ubica en 100 indica que el título se transa a su valor nominal o facial, sin ningún descuento, lo que también se denomina valor par.

Ministro de Hacienda

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD