Perro acompañó a su amigo fallecido hasta la morgue del hospital

Una vez más, la fidelidad canina hacia los humanos quedó demostrada cuando un ciudadano de origen brasileño falleció en el Hospital Regional de Caazapá. El hombre, que estaba en situación de calle, se había refugiado en los corredores de la iglesia San Pablo, donde se encontró con un perro que estaba en las mismas circunstancias.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/K7P4ZLQDVZCZLNXZ4FA56RVN5Q.jpg

Cargando...

El hombre fue internado muy enfermo en el Hospital Regional Caazapá, donde falleció el jueves último. El extranjero aparentemente fue abandonado por sus familiares, pero su único amigo, un perro también en situación de calle, lo acompañó hasta la morgue del centro sanitario.

El ciudadano fallecido fue identificado como Marcos Antonio Correiha, contaba con nueve antecedentes judiciales en nuestro país y posiblemente era un prófugo de la Justicia, pero eso no le importó a su compañero de vida en sus últimos días de existencia.

Lea más: Podría ser imputado al ser acusado de matar al perro de su vecino

El porqué del abandono de este hombre por parte de sus familiares nadie lo sabe. ¿Por qué cayó en la delincuencia y cuál era su intención al refugiarse en la parroquia? La verdad de esta historia es que el único que no abandona a su amigo es el perro.

La directora de la Región Sanitaria de Caazapá del Ministerio de Salud, Dra. Anne Bellenzier, explicó que el cuerpo del fallecido ya fue retirado por sus familiares.

Con relación al “mejor amigo del hombre” que también deambula sin hogar en la capital departamental de Caazapá, nadie pudo explicar qué pasó de él porque en esa ciudad no hay un organismo que se encargue de recoger a los perros de la calle.

Según los datos, una vez retirado su compañero fallecido por sus familiares, el perro siguió recorriendo la ciudad, buscando un nuevo amigo.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...