¿Cómo ha sido la dinámica del consumo en Paraguay?

Como el consumo privado es la parte proporcional más importante del Producto Interior Bruto o Renta Nacional, las variaciones del consumo tienen consecuencias a corto plazo muy importantes en las variaciones de la producción, de renta, empleo y, por tanto, son determinantes fundamentales de los ciclos económicos (El consumo: importancia económica y factores determinantes. Guillermo de la Dehesa). Según el BCP, el consumo privado registró un crecimiento interanual de 2,8 por ciento, producto de la dinámica positiva de los servicios (transportes, restaurantes y hoteles, servicios inmobiliarios y servicios a los hogares), de los bienes no durables (bebidas y tabaco, alimentos y productos químico-farmacéuticos, atenuados por la retracción de combustibles).

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/UJTELBY5LVBMZOMFM7HUULBL7A.jpg
GENTILEZA

Cargando...

De lo mencionado radica la importancia de los indicadores contenidos en el Informe de Consumo de la Consultora MF Economía e Inversiones que presentamos en esta edición. En el mismo son abordadas otras aristas de relevancia como el Indicador Mensual de Actividad Económica del Paraguay (IMAEP), un instrumento adelantado, pero que no contiene la totalidad de los elementos del Producto Interno Bruto (PIB), aunque sí marca una tendencia muy próxima.

Así, en el mes de enero de 2023 cerró con una variación del 4,5%. El incremento es explicado nuevamente por desempeños favorables en los sectores de agricultura, la generación de energía eléctrica, los servicios y la ganadería.

Sin embargo, el resultado negativo de la manufactura y la construcción atenuaron el repunte de la actividad económica.

El informe destaca que el sector agricultor registró un comportamiento positivo de la producción de soja y arroz respecto a la zafra anterior. Por su parte, la generación de energía eléctrica de las binacionales es explicada por mejores niveles del caudal hídrico del río Paraná.

En el sector de servicios se observa el desempeño positivo en las actividades de restaurantes y hoteles, servicios gubernamentales, servicios a las empresas, comercio, servicios a los hogares, telecomunicaciones y servicios de información.

En tanto, dentro de las manufacturas, las actividades que incidieron negativamente en términos interanuales fueron la producción de aceites, molinerías y panaderías, bebidas y tabacos, químicos, maderas, fabricación de metales comunes y productos metálicos.

Estimador de cifras de negocios

Por su parte, el Estimador de Cifras de Negocios (ECN), que mide las ventas declaradas ante la Subsecretaría de Estado de Tributación (SET), registró un comportamiento menos favorable que el IMAEP. Al cierre de enero de 2023, mostró una disminución interanual de 3,2%.

Con relación a las categorías que componen al estimador de ventas, más de la mitad presenta comportamientos negativos. Entre ellos: materiales de construcción (-12,1%), venta de combustibles (-8,6%), equipamientos del hogar (-4,8%). Otras subramas que presentaron una reducción en menor medida fueron las categorías de servicios de telefonía móvil (-2,3%) y venta y mantenimiento de vehículos (-0,3%).

Las subramas que atenuaron la caída fueron las relacionadas a grandes tiendas y prendas de vestir (28,7%), productos químico-farmacéuticos (8,3%) e hiper, supermercados, distribuidoras y otros (0,5%), destacando la recuperación del consumo en la actividad comercial.

Confianza, ingresos de la población e inflación

Es de mencionar que el Banco Central del Paraguay (BCP) realiza la medición mensual del Índice de Confianza del Consumidor. Este instrumento busca conocer el estado actual y las expectativas de consumo de la población. Los primeros resultados de este año revelan que la confianza del consumidor ha permanecido en zona de confianza, ubicándose en el nivel 52,8 en febrero. Esta cifra si bien es inferior a la observada en enero 2023 (57,5), se posicionó por encima de la evidenciada en febrero del 2022 (50,8).

Respecto a sus componentes, en primer lugar, el Índice de Situación Económica (ISE) exhibió un menor nivel que el que resultó durante el mes de enero, pero por encima del índice registrado en febrero de 2022, aunque permaneció en zona de pesimismo.

Índice de expectativas

Por otro lado, el Índice de expectativa económica (IEE) se situó en un nivel superior al observado en febrero de 2022, manteniéndose igualmente en zona de optimismo.

El Informe de Consumo, que contiene datos consolidados de productos y servicios demandados en el país, combinando con análisis de importación de bienes de consumo, también incorpora en su última edición un análisis sobre el ingreso de la población ocupada que, de acuerdo con las estadísticas procesadas, mejoró en el último año. En tanto que la inflación igualmente es otro punto abordado, que muestra una desaceleración, aunque los precios continúan en niveles elevados.

En lo que respecta a las remesas de paraguayos que viven en el extranjero, el reporte refiere que representan un importante flujo de ingresos para las familias, que lo pueden utilizar en el consumo de bienes y servicios, ahorro o inversión, dependiendo de la necesidad que deban cubrir. En este sentido, se presenta un análisis de la dinámica de este relevante indicador.

La concesión de créditos es otro elemento en el conjunto de temas abordados. Los datos procesados y analizados revelan que los préstamos destinados al consumo en el sistema financiero (contabilizando a bancos y financieras) han experimentado un comportamiento mixto.

En línea con lo anterior, la cartera de créditos de consumo de febrero se ubicó en G. 18,0 billones, presentando un aumento de 16,2%, respecto al mismo mes del año anterior. Igualmente, se observa que persiste la tendencia positiva en la emisión de tarjetas de crédito y el comercio digital continúa con gran dinamismo.

De hecho, las nuevas tendencias tecnológicas y la aceleración de la digitalización han llevado a la utilización de medios de pagos como tarjetas de crédito o débito para las compras electrónicas.

El informe de consumo presenta otras aristas como las perspectivas para los próximos meses de 2023 que forma parte de otro componente importante en el conjunto de indicadores para la toma de decisiones.

Superior

El índice de expectativa económica (IEE) se situó en un nivel superior al observado en febrero de 2022, manteniéndose en zona de optimismo.

Créditos

Cartera de créditos de consumo de febrero último se ubicó en G. 18,0 billones presentando alza de 16,2% respecto al mismo mes del año anterior.

Confianza

Primeros resultados del Índice de Confianza del Consumidor del BCP de este año revelan que la confianza del consumidor ha permanecido en zona de confianza.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...