Incremento en patrimonio de OGD y su hijo excede sus legítimas posibilidades

Unos G. 57.000 millones en el patrimonio de Óscar González Daher y en el de su hijo Rubén González Chaves excede a las legítimas posibilidades que los mismos tenían para generar la elevada suma hallada en sus cuentas bancarias, según dijo el fiscal Francisco Cabrera, quien aseguró estar convencido de la culpabilidad de ambos en el hecho investigado.

El fiscal Francisco Cabrera en charla con los conductores del programa "Expediente Abierto", emitido por ABC TV.
El fiscal Francisco Cabrera en charla con los conductores del programa "Expediente Abierto", emitido por ABC TV.

Cabrera, explicó en comunicación telemática con el programa Expediente Abierto, que fue emitido anoche por ABC TV de 19:00 a 20:00 horas, que el tipo de enriquecimiento ilícito, uno de los hechos punibles atribuidos a los acusados, hace referencia a una serie de situaciones que se pueden producir en el patrimonio de un funcionario público.

“Estas situaciones lo que hacen es producir un incremento en el patrimonio del funcionario y que excede a sus legítimas posibilidades”, manifestó el fiscal.

Agregó que el Ministerio Público investiga cuáles son esas legítimas posibilidades y luego las compara con el patrimonio del funcionario. “Cuando este patrimonio es excedido se configura el enriquecimiento ilícito”, expresó.

“Así es que luego de hacer un análisis de las fuentes lícitas, nos encontramos con dos personas con un patrimonio importante, por lo cual la investigación fue bastante ardua”, puntualizó el agente.

La fiscalía sostiene que Rubén González Chaves no puede justificar el origen de G. 50.999 millones y Óscar González Daher G. 5.826 millones, por lo que solicitó al Tribunal de Sentencia el comiso especial del monto total citado.

Cabrera junto a su colega Liliana Alcaraz pidieron además, 10 años de cárcel para los dos acusados.

Solicitud de la fiscalía “es arbitraria”, dice defensa

El abogado Claudio Lovera, defensor del exsenador colorado Óscar González Daher y del hijo de este, Óscar Rubén González Chaves, criticó la investigación del Ministerio Público y calificó de “arbitrarios” los 10 años de pena privativa de libertad que los fiscales Liliana Alcaraz y Francisco Cabrera solicitaron como condena para ambos acusados, en sus alegatos finales.

“En el juicio oral la fiscalía mostró todas sus cartas de arbitrariedad, porque durante un año los agentes se sentaron sobre el expediente. El Ministerio Público allanó y levantó varias pruebas de -la inmobiliaria- Príncipe Di Savoia, pero ninguno de esos elementos fueron ofrecidos como prueba en contra de mis clientes”, expresó anoche el profesional en el programa “Expediente Abierto”, emitido por ABC TV.

Lovera insistió en que los fiscales de la Unidad contra Delitos Económicos y Anticorrupción no realizaron una buena investigación contra los acusados de enriquecimiento ilícito, lavado de dinero y declaración falsa, ya que según afirmó ni siquiera leyeron los informes que solicitaron a varias instituciones y entidades bancarias. Añadió que esto quedó evidenciado durante el juzgamiento de la causa.

Cuestionó también a la Lic. Elizabeth Benítez, quien realizó la pericia contable que, según el Ministerio Público, evidencia el enriquecimiento ilícito de OGD y su hijo. Dijo que profesional no analizó las cuentas bancarias de ninguno de los acusados, sino que se limitó a sumar los depósitos.

Finalmente, afirmó que la investigación fue lamentable y que “no se puede pretender enviar a la cárcel a una persona trabajando de la manera que lo hicieron los fiscales”.

El juicio oral y público continúa hoy, desde las 8:00, con la presentación de los alegatos finales de la defensa con relación al acusado Óscar Rubén González Chaves. Luego la fiscalía podrá presentar su réplica y seguidamente el Tribunal de Sentencia pasará a deliberar para finalmente dictar su fallo sobre la presente causa penal.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.