Adolescentes son víctimas de acoso y denuncian mala actuación policial

Estudiantes de 16 años de la ciudad de Ñemby denunciaron que fueron víctimas de un hombre que no solo las acosó, sino que intentó violentarlas cuando iban camino al colegio. Además, reclamaron que cuando quisieron hacer el reporte policial no recibieron contención y los uniformados incluso “asistieron” al sujeto porque fue agredido por otros jóvenes que defendieron a las víctimas. Todo quedó grabado en un video y un audio.

El hombre acosó a tres estudiantes e intentó agredir a una de ellas y, según denuncias públicas, hay muchas otras víctimas de hechos similares cometidos por este sujeto.
El hombre acosó a tres estudiantes e intentó agredir a una de ellas y, según denuncias públicas, hay muchas otras víctimas de hechos similares cometidos por este sujeto.Captura de video

A través de las redes sociales se encuentra circulando el video de tres adolescentes de 16 años que iban camino a su colegio en la ciudad de Ñemby y fueron víctimas de un acosador. El hombre incluso intentó agredir físicamente a una de ellas, pero afortunadamente en ese instante otros dos jóvenes que se encontraban cerca lograron defenderlas.

Luego del hecho, las menores acudieron hasta la Comisaría Séptima de la ciudad de Ñemby para intentar realizar la denuncia policial, pero no recibieron la contención que deseaban. Según el audio que ellas mismas grabaron, el uniformado lo primero que hizo fue preguntarles qué hacían fuera del colegio y por qué no estaban en clases.

Luego, el efectivo policial les manifestó que no podía tomarles la denuncia porque eran menores e incluso admitió que el acosador fue asistido por una patrullera y llevado hasta su casa “porque él fue víctima de lesión” por parte de los dos jóvenes que defendieron a las adolescentes. Ante el reclamo de las víctimas, dijo que no podían hacer nada porque no cometió “ningún hecho punible” que amerite su aprehensión.

Tienen que ser acompañadas por un tutor

Tras la difusión masiva del hecho, conversamos con la comisaria María Elena Andrada, de Relaciones Públicas de la Policía Nacional, e indicó que aún no tenía conocimiento del caso pero indagaría al respecto. En cuanto a cuál tendría que haber sido el protocolo de actuación policial en estos casos, dijo que las menores tienen que ser acompañadas por un tutor legal mayor de edad siempre que se presenten denuncias.

Indicó que, como eran niñas, los encargados de la comisaría tendrían que haber solicitado “inmediatamente” la presencia de una agente policial del sexo femenino que esté acompañándolas hasta ponerse en contacto con los padres o tutores para que acudan a la comisaría y puedan presentar una denuncia formal.

“Sería una cuestión de primeros auxilios, resguardarles, darles la seguridad, la contención en ese momento al menor hasta que lleguen los padres”, manifestó en contacto con ABC.

Ante el cuestionamiento de que los efectivos de la Comisaría Séptima no cumplieron con ese protocolo, Andrada aseguró que iban a buscar contactar con los jefes de la comisaría “para tener las dos campanas” y recalcó que no había visto los videos ni escuchado los audios que se están difundiendo. Luego de que recibió dichos materiales, alegó que “el oficial les explicó bastante bien, quizás no con la dulzura que al parecer ellas pretendían”.

Reconocido por más víctimas

La tía de una de las víctimas contó que esta mañana acudieron nuevamente los representantes de las niñas a la misma comisaría para presentar la denuncia y que incluso hoy los uniformados se mostraron reacios a tomar la denuncia. Los tutores de las menores les reclamaron que el día anterior ni siquiera labraron acta, no las protegieron ni convocaron a los padres para recogerlas pese a que se sentían en peligro.

La misma añadió que luego de mucha insistencia finalmente consiguieron que se labre acta de la denuncia, pero no les entregaron la copia porque supuestamente no se encontraba presente la encargada de hacer ese trabajo y les pidieron que busquen el documento al día siguiente.

La tía comentó que las menores tienen mucho miedo porque luego de que compartieran el caso otras víctimas contactaron con ellas y les dijeron que incluso llegó a manosear a una estudiante que, por temor, no se animó a denunciarlo.

“Él está suelto y dicen que siempre hace lo mismo. Recién después de tener la copia de la denuncia podremos ir a Fiscalía y esto va muy lento”, lamentó.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.