Presupuesto para subsidio se agotó: ¿de dónde sacarán más dinero para dar a transportistas?

El viceministro Óscar Stark reafirmó que el presupuesto para subsidio a los transportistas ya se agotó y reconoció que deberán recurrir a reprogramaciones presupuestarias para seguir entregando dinero a los empresarios. Justificó la subvención y señaló que gracias a ello “desde hace 10 años no sube el pasaje”.

El transporte público no ha mejorado en calidad. Ni el gobierno ni empresarios dan cuenta de los resultados obtenidos con los multimillonarios fondos, y todavía piensan en sentarse a “negociar” para mejorar los subsidios.
El subsidio representa la mitad del precio real del pasaje del transporte, aseguró el viceministro al justificar el sistema asistencialista.Gustavo Machado

Cargando...

Óscar Stark, viceministro de Transporte, se refirió al anuncio dado a conocer ayer de que el presupuesto para el subsidio a transportistas ya se agotó.

Se trata de unos G. 140.000 millones desembolsados que no alcanzaron para cubrir siquiera el semestre y ahora se deberán articular medidas para seguir entregando millones a los empresarios.

En contacto con ABC Cardinal, el alto funcionario resaltó que gracias a estos pagos el pasaje se mantiene invariable. “Desde hace 10 años no sube el pasaje; la mitad del pasaje tiene el Estado y la otra mitad paga el pasajero que sube al bus”, refirió.

Señaló de esta manera que “el subsidio es cada vez más importante en el fondeo del traslado de pasajeros en el área metropolitana”.

De dónde saldrá el dinero para el subsidio

Con respecto a las reprogramaciones presupuestarias previstas para “cumplir” con los dueños de líneas de buses, explicó se quitará dinero de proyectos del MOPC.

Al ser consultado sobre qué proyectos de obras se podrían ver afectados para asegurar el dinero para los empresarios de transporte, Stark se excusó señalando que no tenía a mano la lista. “Las reprogramaciones están establecidas por decreto; el decreto salió la semana pasada en este caso y ahí se estableció de dónde salen esos recursos”, se limitó a indicar.

Justificó la medida señalando que se trata de “obras que por algún motivo no avanzan y no se están ejecutando, por eso se sacan los recursos para poner en el subsidio”.

Stark reconoció que en realidad cuando asumió el cargo, en abril pasado, ya se encontró con problemas de fondos para pagar subsidios, por lo que empezó a recurrir a estas reprogramaciones.

Recordó que para este año se previeron “solamente” G. 140.000 millones para el sistema asistencialista, que en 2022 le costó al Estado G. 278.000 millones, según datos brindados por el propio viceministro.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...