Endeudamiento global: evolución y composición

El comportamiento de la deuda a escala mundial ha registrado una clara caída durante el 2022, tras la última reportada en el 2015. Esta reducción se debió, principalmente, a la reactivación económica luego de la crisis sanitaria y al proceso inflacionario a nivel internacional.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/AE7KBSCIC5EC3D3NHNSWMQV6RI.jpg
GENTILEZA

Cargando...

De acuerdo con datos del Instituto de Finanzas Internacionales (IIF), el valor nominal de la deuda mundial disminuyó cuatro billones de dólares durante el año pasado, ubicándola ligeramente por debajo del umbral de 300 billones de dólares alcanzado en 2021. Sin embargo, esta caída fue motorizada en su totalidad por los países más ricos, cuya deuda total se redujo unos seis billones de dólares, hasta los 200 billones.

Con respecto a los países en desarrollo, el mismo organismo refiere que se ubicó en un nuevo máximo histórico de 98 billones de dólares. Las economías con mayores aumentos han sido Rusia, Singapur, India, México y Vietnam. De hecho, la considerable pérdida de las monedas locales frente al dólar acentuó la carga de la deuda pública externa de muchos países considerados en desarrollo.

La relación entre la deuda mundial y el Producto Interno Bruto (PIB) revela una reducción en más de 12 puntos porcentuales, hasta el 338% del PIB, lo que supone el segundo descenso anual consecutivo. El mencionado comportamiento fue impulsado por los mercados desarrollados, que experimentaron una caída global de 20 puntos porcentuales hasta el 390%. En tanto que el ratio de deuda de los mercados emergentes aumentó 2 puntos porcentuales, hasta el 250% del PIB, precisa otra parte del análisis del IIF.

Por su parte, cálculos del banco estadounidense JPMorgan dieron cuenta de que la deuda del sector público de los mercados desarrollados como porcentaje del PIB aumentó al 122%. Esto es, desde el 73% antes de la crisis y en más de 30 puntos porcentuales del PIB en 13 de las 21 economías principales y más del 45% en 9 de ellas.

Conforme al reporte de la entidad, lo destacable es que la deuda había aumentado solo 40 puntos porcentuales en los 40 años previos a la crisis financiera, un período que también tuvo impactos significativos, incluida la estanflación en la década de 1970 y un auge del gasto fiscal en la década de 1980.

En palabras de analistas de JPMorgan “el cambio radical en la deuda en solo 15 años plantea cuestiones de sostenibilidad, al considerar el caos que ya se vio en los mercados financieros del Reino Unido cuando el breve gobierno de Liz Truss planteó planes de recorte de impuestos sin fondos. Por tanto, el saldo primario (préstamos netos excluidos los intereses) de los mercados desarrollados necesitaría mejorar 3,8% puntos en promedio desde su nivel actual de -3,4% del PIB solo para evitar que la deuda aumente”.

¿Cuál es la situación de la deuda pública en Paraguay? ¿Cómo ha evolucionado su composición? ¿Qué desafíos se presenta para el financiamiento ante el nuevo escenario?

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...