“Vendetta” por enviar a prisión y a juicio a los González Daher

Para el juez Penal de Garantías Humberto Otazú, la desaparición de unos 400 cheques que hacen parte de las pruebas del caso Ramón González Daher es una “vendetta” contra el Juzgado. El magistrado sostiene que, a su criterio, le están “pasando la factura” por haber decretado la prisión preventiva de Ramón González Daher y Oscar González Daher y sus respectivos hijos; y haber ordenado luego que sus causas vayan a juicio oral.

Juez penal de garantías especializado en Delitos Económicos, Dr. Humberto Otazú.
Juez penal de garantías especializado en Delitos Económicos, Dr. Humberto Otazú.gentileza

“Para mí esto es muy raro, yo creo que me están pasando la factura por las decisiones que tomé en las causas de los González Daher”, expresó el magistrado especializado en delitos económicos Humberto Otazú, quien atendió las causas de ambos, una por enriquecimiento ilícito y la otra, por lavado de dinero y usura.

Además de enviar a los hermanos González Daher y sus hijos a la cárcel, Otazú también tuvo a su cargo las audiencias preliminares en estas causas y en las dos ocasiones resolvió que los acusados sean juzgados en un juicio oral y público, decisión ratificada en instancias superiores.

El 12 de agosto pasado, el exsenador colorado Oscar González Daher y su hijo Oscar González Chaves han sido condenados a 7 y 8 años de prisión, en ese orden, el primero por enriquecimiento ilícito y declaración falsa y el segundo, además de estos dos hechos punibles, por lavado de dinero. Además, el Tribunal de Sentencia ordenó el comiso de bienes por un total de poco más de G. 35.000 millones y prohibición de ejercer cargos públicos por 7 años.

Otazú comentó que el sector donde estuvieron almacenadas dichas evidencias, una pieza ubicada en el despacho del actuario en el 4º piso de la Torre Norte, fue muy afectada por una filtración por cañería rota, el 17 de abril pasado, circunstancia que obligó a resguardar documentos varios en otro lugar.

“El tema de la inundación pasa por lo siguiente; es una idea mía porque esa vez, la pieza de evidencias -que está detrás del escritorio del actuario- se vio afectado. Teníamos cantidad de evidencias y esa evidencia ya estaba. Lo que me queda por chequear es si ya estaba ahí o entró a posterior. Y si entró a posterior, tuvo la misma suerte en el sentido porque entró a un lugar un poco desaliñado porque se tuvo que mover todas las cosas para salvaguardarlas de las goteras que estuvieron persistentes por dos o tres días más, del agua que quedó acumulada del episodio que tuvimos”, recordó.

Fuentes judiciales creen que esta situación pudo ser aprovechada para acceder y “desaparecer” con la evidencia del proceso por usura y lavado de dinero al expresidente de la Asociación Paraguaya de Fútbol.

A esta situación se suma que la secretaría se encuentra vacante, por lo que está en la mayor parte del día vacía. Esto se debe a que la anterior actuaria, Luz Portillo, fue nombrada defensora pública en la primera quincena de julio, tras lo cual la secretaría quedó a cargo de interinos.

“Pero quiero dejar de manifiesto que tanto la persona que ha recepcionado esa evidencia en su momento, que fue la actuaria, la Dra. Luz Portillo, realmente me merece todo mi reconocimiento, una persona profesionalmente excelente, también una persona que considero muy honesta. Me consta el trabajo que realizaron al detallar uno a uno los cheques y eso se hizo no solamente con funcionarios del juzgado, sino también con asistente del Ministerio Público, porque debo recalcar también que el Dr. Osmar Legal es una persona muy puntillosa, y no solamente remitieron las documentales, sino que se remitieron y se volvió a controlar, juzgado y Ministerio Público, uno en frente de otro”, destacó el juez.

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05