Concejales y funcionarios de Puerto Casado se encadenan en reclamo de cobro de salarios y dietas

Los manifestantes, entre ellos el propio presidente de la Junta Municipal, Claudio Martínez (ANR), se encadenaron al portón de acceso a la institución y desde esta mañana no se puede ingresar al local de la Municipalidad. Los funcionarios que reclaman sus salarios son 12 y les adeudan 6 meses de sueldo. Entretanto, 9 concejales reclaman 8 meses de atraso en el pago de sus dietas.

Dos funcionarios y el propio presidente de la Junta Municipal se encadenaron frente al local de la Municipalidad en reclamo del pago de salarios y dietas.
Dos funcionarios y el propio presidente de la Junta Municipal se encadenaron frente al local de la Municipalidad en reclamo del pago de salarios y dietas.abc color

Cargando...

La medida de fuerza se inició este martes por la mañana, cuando dos funcionarios y el propio presidente de la Junta Municipal procedieron a encadenarse al portón principal de acceso a la institución, por lo que actualmente no se puede realizar ningún tipo de trámites en el local de la Municipalidad.

Lea más: Puerto Casado: concejales y funcionarios municipales exigen pago de salarios

Los manifestantes aseguran que, en caso de no conseguir que el intendente les abone sus salarios y dietas, la medida de fuerza continuará y hasta inclusive harían otro tipo de acciones, como el cierre del camino de acceso a la población.

Revancha

El presidente de la Junta Municipal, Claudio Martínez (ANR), dijo que el atraso con los 12 funcionarios y 9 concejales obedece a una revancha de parte del intendente Hilario Adorno, colorado reciclado en filas del cartismo, porque estos ediles y funcionarios fueron los que solicitaron la intervención de su administración.

“Es una verdadera pena lo que sucede con el personal, todos con más de 20 años de antigüedad. Son familias muy humildes que no están recibiendo sus salarios desde hace 6 meses, cada uno de ellos percibe sueldo mínimo de G. 2.680.373, y ante esta situación desesperante por la que atraviesan ya no tienen con qué alimentar a sus hijos”, refirió.

En el caso de los concejales, indicó que “hace 8 meses no estamos percibiendo nuestras dietas, que es de G. 5.000.000 de forma mensual. Somos 9 ediles que reclamamos lo que nos corresponde por ley, ya que fuimos elegidos por el pueblo, por lo que el intendente no puede continuar con este capricho de castigo por el solo hecho de haber solicitado la intervención de su administración”, dijo el concejal.

Mencionó que ahora decidieron tomar el local de la Municipalidad y realizar el encadenamiento. “En caso de que no tengamos respuesta positiva de parte del intendente, vamos a endurecer las medidas de protestas y no se descarta la posibilidad de cerrar el camino de acceso a la población”, dijo el presidente de la Junta.

Finalmente, el edil cuestionó duramente la actitud del jefe comunal, quien se niega a dialogar con los manifestantes y, al contrario, distribuye audios en que amenaza y se burla de los manifestantes, al tiempo de mencionar que se realizará el pago cuando él lo decida.

Intendente imputado

El jefe comunal soporta una imputación fiscal por el uso de G. 50 millones, dinero perteneciente a rubros de la Municipalidad, para la entrega como parte de pago de una camioneta 0 km, registrada a su nombre, según el Registro de Automotores.

El vehículo fue adquirido de la firma Nipón Automotores, mientras que el fiscal Luis Piñánez fue el agente encargado de realizar la imputación contra Hilario Adorno, luego de las denuncias presentadas por los concejales, los mismos quienes hoy no perciben sus dietas.

Impunidad

Un pacto azulgrana en la Cámara de Diputados salvó al intendente de una intervención, a pesar de las numerosas pruebas de denuncias sobre supuestos hechos de corrupción atribuido al jefe comunal, como ser el hecho de hacer figurar la entrega del almuerzo escolar a instituciones indígenas del distrito por un valor superior a los G. 300 millones.

Los directores de dichas instituciones educativas habían mencionado que nunca recibieron el almuerzo escolar de parte de la Municipalidad, y sí de la Gobernación del Alto Paraguay, en su momento administrada por el hoy diputado nacional José Domingo Adorno (ANR-cartista), hermano del intendente.

Lea también: Pacto azulgrana que dio impunidad

Versión del intendente

El jefe comunal dijo que la recaudación municipal es bastante baja, lo que le impide poder pagar en su totalidad a los funcionarios y concejales, al tiempo de mencionar que debe recibir de parte de la Contraloría General de la Nación copia de las planillas de actas de sesión de los concejales, para luego realizar el pago de dietas, y que hasta el momento supuestamente los concejales no cumplieron con este requisito.

Esta versión del intendente había sido refutada por los concejales, alegando que hace tiempo se cumplió con esta exigencia y se procedió a enviar dichos documentos a la CGR.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...