Gobierno plantea “desburocratización” y formalización, pero no flexibilización para comerciantes de Nanawa

El gerente de Aduanas de la Dirección de Ingresos Tributarios dijo que el Gobierno buscará facilitar la formalización de comerciantes de frontera que importan productos de Argentina, pero que no habrá flexibilización sobre las normas establecidas y que los controles e incautaciones de productos prohibidos o informales continuarán.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/5BCJE3LBSJDMRHWKV242U26LEA.jpeg
Lorena Aponte

Cargando...

En comunicación con ABC Cardinal este martes, Juan Olmedo, gerente de Aduanas de la Dirección de Ingresos Tributarios, explicó las medidas que implementará el Gobierno en busca de la formalización de los comerciantes de la ciudad fronteriza de Nanawa que importan productos de la vecina ciudad argentina de Clorinda.

Comerciantes de esa zona fronteriza protestan contra el “régimen de pacotilla” vigente, por el cual se establece un límite de los productos que pueden ser adquiridos al otro lado de la frontera con Argentina y la cantidad en que pueden ser comprados, permitiendo además que solo las personas que viven en un área de hasta 20 kilómetros de la frontera puedan hacer esas compras y requiriendo la emisión de facturas legales para ventas a personas fuera de esa zona.

Lea más: Protesta y cierre en Remanso: autoridades prometen facilitar formalización de comerciantes

Sin embargo, el Gobierno insiste en mantener los controles y las incautaciones, planteando a los comerciantes facilitar su formalización por medio de la inscripción en el Registro Único del Contribuyente.

Olmedo insistió en que “la ley no se discute” y no se flexibilizarán las restricciones o requerimientos legales para vender productos adquiridos en Argentina, sino que se buscará “incorporar a la formalidad” la compra de esos productos.

Nanawa: abrirán centro de atención aduanera

Con ese fin, comentó, se abrirá un centro de atención aduanera en Nanawa que permitirá a los comerciantes locales inscribirse en el RUC y acceder a fraccionamientos en caso de contar con deudas tributarias.

Lea más: Gremios instan a no retroceder en controles y lucha anticontrabando

No hay flexibilización, nuestro enfoque es formalizar el negocio, desburocratizar el proceso de formalización que deben hacer”, explicó, enfatizando que los comerciantes que no se formalicen estarán “fuera del negocio”.

Agregó que los productos cuyo ingreso desde Argentina está prohibido, como el azúcar o los combustibles, “no van a poder ingresar bajo ningún régimen formal”.

El efecto de la formalización en los precios

Consultado sobre la considerable diferencia entre los precios de productos de contrabando y los formales, Olmedo indicó que esa brecha podría reducirse con la formalización de los comerciantes de frontera, ya que inevitablemente esa formalización va a “transparentar el flujo comercial” en la zona y producir costos operativos que van a encarecer ciertos productos allí vendidos.

Lea más: Tras protestas, anuncian habilitación de oficina de aduanas en Nanawa

Opinó además que la incorporación al mercado formal de los comerciantes de frontera podría ser vista como una competencia adicional para las empresas ya formales, lo que podría hacer que estas reduzcan sus propios precios para mantenerse competentes.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...