Auditoría a Itaipú: informe concluye que Itaipú ya no debe a Brasil y que tratado se violó

La Contraloría presentó hoy el informe de una auditoría a la deuda de Itaipú, en el cual resaltó que el compromiso económico de Itaipú creció enormemente desde 1984 debido a que se realizaron maniobras que violaron el tratado, con la aparente complicidad de autoridades paraguayas de turno. El reporte sostiene además que la deuda ya fue cancelada a lo sumo en 2016.

Camilo Benítez, contralor general de la República, en conferencia de prensa este lunes.
Camilo Benítez, contralor general de la República, en conferencia de prensa este lunes.Captura de pantalla

En una conferencia que duró casi una hora, el contralor Camilo Benítez presentó este lunes un informe de más de 100 páginas y citó cómo el lado paraguayo en Itaipú Binacional siempre salió perdiendo en comparación al lado brasileño en cuanto al precio de venta de energía eléctrica y las deudas que se fueron generando a lo largo de los años desde 1984.

La auditoría, que inició en 2009 y terminó recién este año a raíz de varias reticencias de otras autoridades de la binacional, concluyó que el Tratado de Itaipú se violó entre 1984 y 1996, con excepción del año 1991, porque Itaipú aceptó venderle a Brasil la energía a menor precio que lo estipulado en el documento, es decir, a menos de 17,10 kW/hora por mes.

Esto generó así una cadena de deudas porque Paraguay dejó de percibir miles de millones de dólares que le correspondían. El contralor enfatizó que esto sucedió por las exigencias de las autoridades y las entidades del Brasil, con la complicidad de los directivos y autoridades del lado paraguayo que durante todos esos años que, en vez de defender el patrimonio de nuestro país, lo entregaron al país vecino.

El reporte también indica que Itaipú ya no debe nada a Brasil por la binacional y que, con todas las maniobras hechas desde 1984 en adelante, se generó una deuda espuria de US$ 4.193 millones. Desde Contraloría manifestaron que hay dos teorías sobre cuándo se saldó la deuda: una es en 2014 y la otra en 2016, hace ya cinco años como máximo. “Lo llamativo no es solo que Brasil busque beneficios, sino que paraguayos fueron cómplices”, lamentó el contralor Benítez.

El titular de la CGR señaló que este documento, que ya está disponible en la web de la Contraloría, servirá para encarar las negociaciones en torno al Anexo “C” del tratado, algo que se debería hacer en 2023.

El objetivo de la auditoría fue emitir una opinión técnica sobre el saldo de la deuda de la Itaipú, así como sobre la legalidad y razonabilidad de los saldos expuestos en los estados financieros.

La CGR jerarquizó el año pasado la unidad que venía trabajando en la auditoría, mediante la creación de la Dirección de Control de Entes Binacionales, dependiente del Gabinete del Contralor, Camilo Benítez Aldana.

En octubre del 2020, por Resolución CGR N° 472, la Contraloría integró la nueva dependencia con el fin de contar con la estructura institucional necesaria para desarrollar el tercer avance de la auditoría a la deuda de la Itaipú Binacional.