Recibieron US$ 1.500.000 de Itaipú, pero “informan” solo US$ 404.000

La Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (Unops) en Paraguay habría recibido en donación US$ 1.500.000 (alrededor de G 11.250 millones) de la Itaipú para la ejecución del proyecto “Fortalecimiento a la Contraloría General de la República para el control de los procesos de rendición de cuentas y transparencia de la información”. Lo grave es que de ese monto solo se estarían destinando unos US$ 404.000 (G. 3.030 millones) para ese efecto, según se le informó al ente de control y este a su vez ya advirtió a la binacional. La Unops realiza actualmente un “carnaval” de compras, en su mayoría con recursos públicos, puenteando a Contrataciones Públicas.

Fachada de la Contraloría General de la República.
Fachada de la Contraloría General de la República.Archivo, ABC Color

Cargando...

investigaciones@abc.com.py

Una nota recibida por la Itaipú de parte de la Contraloría General de la República (CGR) evidenciaría un grave esquema acerca del uso de millonarios recursos de la entidad. Según el documento al que tuvo acceso nuestro diario, con fecha 10 de enero de este año y firmado por el contralor general Camilo Benítez, la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (Unops) en Paraguay recibió una donación de US$ 1.500.000 (alrededor de G 11.250 millones a una cotización de G. 7.500), en el marco del proyecto 22470-001, convenio 4500057393/2020 “Fortalecimiento a la Contraloría General de la República para el control de los procesos de rendición de cuentas y transparencia de la información”.

Sin embargo, la documentación –ya recepcionada por el director paraguayo, el exdiputado cartista y exgobernador del Alto Paraná, Justo Zacarías Irún– revela que del millonario desembolso SOLO US$ 404.000 (unos G. 3.030 millones) se destinarían al ente de control.

La nota detalla que tuvieron acceso a dicha cifra luego de una reunión entre el director general de Tecnologías de la Información y Comunicación de la CGR, Yassir Admen, y el equipo de la Unops, encabezado por Alejandro López Cintron.

“La suma de US$ 404.000, distribuida de la siguiente manera: Un fee de US$ 107.251, y costos directos de soporte o gestión del proyecto, por un total de US$ 296.749; lo que representa un 27% del total del proyecto cuya ejecución se ha proyectado a un plazo inferior a dos años” (sic), dice el documento.

Señala que, teniendo como premisa la información recibida en la mencionada reunión, se requiere reevaluar los porcentajes destinados a la Unops, pues con ello, no solo se obtendría un significativo ahorro, sino que, en caso de considerarse pertinente, permitiría una mayor asignación de recursos para la Contraloría, que debe recurrir de manera permanente a solicitar el auxilio de las binacionales para poder muñirse de la tecnología y seguir progresando y perfeccionando la difícil tarea de control del patrimonio estatal.

Por último, la CGR menciona que este proyecto fue aprobado por la administración del gobierno anterior en seguimiento del proyecto de creación de la DIARI apoyado por la Contraloría General de la República de Colombia; “por lo que ciertamente la posición de beneficiaria de la donación resuelta por vuestra institución, coloca a la Contraloría General en una situación que hasta podría decirse difícil en cuanto a tener que realizar algún tipo de cuestionamiento a tan importante proyecto” (sic).

Sin embargo, dice que la labor constitucional de la Contraloría, cual es ser vigilante del buen uso de los recursos públicos, así como la situación económica actual y coyuntura social impone la obligación de solicitar los buenos oficios a fin de que el costo operativo por el manejo de estos recursos tengan un porcentaje más razonable, “pues los montos propuestos prima facie generan una duda razonable que creemos puede atentar contra la imagen tan noble que la propuesta pretende instalar para mejorar los controles en Paraguay” (sic).

Ante estos hechos, la Contraloría solicita los buenos oficios de la Itaipú para que, previo a la transferencia, se instale un diálogo con las autoridades o directivos de la Unops, a fin de que los costos operativos sean más eficientes, de tal manera que se puedan destinar dichos montos a las propuestas y servicios requeridos por el proyecto.

Se esconden tras correos electrónicos

Nuestro diario intenta desde el 8 de enero pasado establecer contacto con algún responsable de adquisiciones de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (Unops) en Paraguay. Sin embargo, las respuestas recibidas a través de los correos electrónicos fueron que debíamos enviar PRIMERO todas nuestras preguntas por ese medio. Lo curioso es que ninguna de las contestaciones TENÍA una firma o alguna persona se identificó, pese a que solicitamos esos datos tal como nosotros remitimos todo correctamente. La página web del Ministerio de Relaciones Exteriores señala que el actual director y representante de la Unops en Paraguay es Roberto Carrillo Castillo.

Descarado “bypass” a la DNCP

La oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (Unops) en Paraguay realiza actualmente un “carnaval” de compras en el marco de diferentes proyectos, en su mayoría, financiados por la Itaipú. Lo grave es que los montos recibidos o a ser usados son todo un SECRETO porque en la página web de la organización internacional no aparecen precios referenciales para las adquisiciones como tampoco cifras globales de los llamados, “puenteando” así requisitos exigidos en la ley de suministros y compras públicas y que deben ser controlados por la Dirección Nacional de Contrataciones Públicas (DNCP).

Aparte del convenio referente a la Contraloría, la Unops aparece con los proyectos: “Fortalecimiento de la Seguridad Ciudadana en Paraguay”, en el cual son beneficiadas los ministerios del Interior y de Justicia; “Asistencia en el Fortalecimiento de la Gestión Pública Departamental”, en cuyo marco actualmente se hace un llamado para compra de maquinarias; “Asistencia en el Fortalecimiento de la Educación Escolar Básica y Técnica Agropecuaria”, en el cual el beneficiado es el MEC y “Fortalecimiento de las capacidades tecnológicas para el desarrollo rural del Paraguay”, cuyo favorecido es el Ministerio de Agricultura y Ganadería.

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...