Obesidad afectaría al 40% de la población en 7 años, alerta la Sociedad de Diabetología

La Sociedad Paraguaya de Diabetología considera sumamente alarmantes las cifras obtenidas por el Instituto Nacional de Estadística (INE) con respecto a la actividad física y el consumo de frutas y verduras en nuestro país. Asegura que el crecimiento de las cifras de obesidad están muy por encima de las esperadas y que a este ritmo superaría el 40% de la población para el 2030.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/KQUL42KK2ZCYLGVBZUXCMZKKUA.jpg
GENTILEZA

Cargando...

Las últimas cifras obtenidas por el Instituto Nacional de Estadística (INE), obtenidas en la segunda Encuesta Nacional de Factores de Riesgo de Enfermedades No Transmisibles, son alarmantes, según el presidente de la Sociedad Paraguaya de Diabetología, principalmente en lo que se refiere a la baja ingesta de frutas y verduras y baja tasa de actividad física.

El doctor Atilio Castillo, presidente de la Asociación, señaló que si bien estas enfermedades tienen un componente genético, el factor desencadenante tiene que ver con estos dos factores: la alimentación y la actividad física.

“Esos números que nos muestra la segunda encuesta nacional, donde prácticamente el 36% de la población nada más las realiza, e incluso se habla de actividad física inadecuada, nos muestran que casi un 70% no hace actividad física. Eso va a tener un impacto lógico en el desarrollo de la obesidad y por consiguiente de diabetes”, señala el experto.

El docto Castillo recalcó que si bien las cifras hablan actualmente 10,6%, a nivel internacional, se calcula que la prediabetes estaría a un nivel del 15%. “Si nosotros sumamos diabetes y prediabetes estamos hablando básicamente 1 de cada 4 adultos, o tiene diabetes, o está en riesgo de tenerla.

Obesidad en Paraguay: comer sano es más caro que comer mal

Otra realidad sobre la que el doctor Castillo llama la atención es el hecho de que comer sano es más caro que comer mal. “Si yo quiero comer dos ciruelas, me cuesta 6.000 guaraníes, y una empanada me saldría 3.000 guaraníes. Ahí está la diferencia de por qué mucha gente no come muchas veces frutas y verduras en comparación a una media mañana clásica en Paraguay que es la tortilla o la empanada”.

“Mucha gente me dijo ‘pero por qué no come una banana’, pero eso forma parte de volver a reeducarnos, de reeducar a la población de volver a comer saludable”, destacó.

Obesidad está muy por encima de las proyecciones

El doctor Castillo señaló que uno de los números más alarmantes es el del crecimiento de la obesidad, teniendo en cuenta que en el 2011 teníamos casi el 23% de la población adulta con obesidad, y hoy esa cifra llegó al 32,4% de la población adulta, lo que significa que esta aumentó en un 42% de la obesidad en Paraguay.

“Eso es realmente alarmante, porque se estimaba que en el año 2030 íbamos a llegar al 35% de obesidad y siete años antes ya estamos al 32%. Si seguimos con ese ritmo de crecimiento, para el 2030 no vamos a llegar al 35%, vamos a llegar probablemente a cifras por encima del 40%”, aseguró el profesional de la salud.

“Se imaginan al 40% de la población adulta en Paraguay con obesidad. Eso va a tener un impacto no solamente como desarrollo de la enfermedad obesidad, sino en crecimiento de la hipertensión arterial, en crecimiento de la diabetes, en crecimiento de cáncer y otras patologías ligadas a la obesidad”, advirtió.

Comidas ultraprocesadas son el principal factor

Consultado al respecto de cuáles son los alimentos responsables de este aumento drástico, señaló que las comidas tradicionales paraguayas tienen muchísimo menos impacto y que las verdaderas responsables son las comidas ultraprocesadas.

“Si uno analiza nuestras comidas tradicionales se comieron igual prácticamente hasta los 80, época en la que empezamos a tener el ingreso de comidas ultraprocesadas. Si uno mira, hasta entonces no había prácticamente tanta obesidad, tanto sobrepeso, tanta diabetes”, aseveró.

“Cuando empezaron a entrar estas comidas ultraprocesadas es cuando empezamos a tener más problemas, porque la mayoría de estas comidas vienen totalmente modificadas, te dicen que son dietéticos o light y uno revisa y ve que tiene jarabe de maíz, o algún tipo de azúcar escondido o muchos conservantes, o mucha sal”, señaló.

El doctor aseguró que comer de forma tradicional no tendrá tanto impacto siempre y cuando se lo haga en la justa medida. “Yo creo que a la comida tradicional hay que agregarle más verdura nomás”, dijo el médico.

¿Cómo debo ingerir los alimentos?

Consultado al respecto de cómo debemos ingerir los alimentos, el doctor Castillo explicó con ejemplos prácticos, como el de un guiso de arroz, recomendó comer antes la ensalada ya sea de lechuga y tomate o la que sea. “De esta manera mejora la calidad de absorción de los hidratos de carbono y hace que no haga un pico importante de glucosa”.

El problema resulta que actualmente, por el ritmo de vida, la gente prefiere comer una comida rápida como un pancho, o una hamburguesa. “Antes en las casas se cocinaba la cena, hoy en día la mayoría pide un delivery. Y eso tiene impacto a nivel urbano y hasta rural, por la disminución de la ingesta de frutas y verduras”.

Ingesta de alcohol y tabaco

Otro dato preocupante para el doctor, señaló la gran ingesta de carbohidratos en las bebidas alcohólicas, que la gente no tiene en cuenta, además del impacto que tiene en el hígado.

“La gente toma como algo habitual, ayudado por la cuestión climática, pero hay que volver a tomar conciencia de su impacto en la salud”, recalcó.

Señaló que además que sumada a la obesidad, que genera de por sí lo que se conoce como el hígado graso, le agregamos el impacto que genera el alcohol sobre este órgano, “eso es una doble carga importante en el paciente”, señaló.

En el caso del tabaco, señaló que genera vasoconstricción, que tiene un alto impacto en el sistema cardiovascular, y es un factor de riesgo de hipertensión y de infarto agudo al miocardio.

¿Cuántas frutas y verduras y cuánto ejercicio se recomienda?

El doctor Castillo recomienda que todos los días, debemos consumir por lo menos 2 frutas y dos porciones de verduras al día, si es que queremos llevar un estilo de vida saludable.

Además, en lo que se refiere a la actividad física, señala que aquellos pacientes que no tienen sobrepeso y obesidad, realicen como mínimo 150 minutos semanales -30 minutos al día, por 5 días-, mientras que aquellos que tienen estos factores, un mínimo de 300 minutos semanales de actividad física.

Entre eso, se recomiendan actividades aeróbicas y ejercicios de fuerza, para fortalecer la masa muscular y reducir el impacto óseo, siempre bajo un cercano control médico.

Enlance copiado
Content ...
Cargando ...