12 de Octubre de 2016 10:26

 

Un guerrero incondicional

Luego del histórico triunfo ante la Argentina de ayer por 1-0, el veterano defensor Paulo Da Silva conversó con ABC Color acerca de lo que representó la victoria, lo que significa para él vestir la albirroja y la misión de clasificar al mundial.

El inagotable zaguero Paulo César Da Silva Barrios, que ya llegó a sus 36 primaveras, se mostró muy feliz ayer luego de la victoria conseguida ante la albiceleste. Comentó que tuvo ese sabor especial de ser ante Argentina y “teniendo todo en contra”. Agregó que ahora la misión de cada uno de los jugadores es trabajar de la mejor manera en los clubes para ser llamados en noviembre.

Consultado sobre el penal Paulo admitió que le dio en la mano expresó: “No sé si era para cobrar, pero bueno, ya pasó; estuvo bien -creo- el árbitro en general”. Inmediatamente, luego de hablar de la jugada que pudo ser letal, elogió a su compañero de mil batallas, Justo Villar, el héroe de la jornada: “Le abracé con todo a Justo, él ha escrito ya varios párrafos de esta historia tan linda de Paraguay, en la Copa América 2011, por ejemplo, y otra vez hoy”, recordó el del Toluca.

Da Silva expresó que disfruta mucho cada minuto en la selección y cree que la gente también se fue contenta por ganar como se ganó y porque “se lo merecían los hinchas”. El defensa fue autocrítico y reconoció que “le dimos una alegría a la gente que contra Colombia no pudimos. Faltaba un triunfo así”.

Paulo aclaró que vestir la casaca de la albirroja “es lo máximo a lo que puede aspirar un jugador” y que los futbolistas paraguayos “juegan y se entrenan todo el año pensando en esto”. Acerca de cómo hace para mantener la humildad ante las críticas y con los logros conseguidos en su carrera, el albirrojo respondió: “La humildad está por encima de todo, he recibido esa educación de mis padres y creo que uno, aunque esté en la selección, o tenga muchos partidos o sea quien sea, tiene que ser humilde” y agregó que siempre cuando sea convocado dejará todo en cada partido; “He tenido la fortuna de jugar mucho tiempo en la albirroja y estoy muy agradecido”.

El aguerrido central reflexionó sobre el futuro y aclaró que lo importante es que Paraguay esté en el Mundial: “No importa si Justo y yo no llegamos, pero Paraguay tiene que estar clasificado sí o sí”. Paulo recordó también sus inicios en Atlántida y lamentó que no se pasen los partidos en Internet, pero comentó que de todas maneras siempre lo sigue, se mantiene en contacto con el presidente y con el club. “Mi hermano, mi mamá, todos nacimos en Atlántida y vamos a morir en Atlántida”.

Paraguay enfrentará en noviembre a Perú de local y a Bolivia en la altura.

  • ¿Querés recibir las noticias nacionales e internacionales más importantes?
    Enviá ABC al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.
 
 

ABC COLOR EN FACEBOOK

 
 
 

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo