• HOY

    24°
    MIN
    32°
    MAX
     

    nubes dispersas

  • Viernes 23

    21°
    MIN
    23°
    MAX
     

    lluvia de gran intensidad

  • Sábado 24

    21°
    MIN
    26°
    MAX
     

    lluvia ligera

  • Domingo 25

    18°
    MIN
    28°
    MAX
     

    lluvia ligera

  • Lunes 26

    17°
    MIN
    27°
    MAX
     

    cielo claro

  • Martes 27

    20°
    MIN
    29°
    MAX
     

    cielo claro

  • DOLAR 

    compra
    G. 5.800

    venta
    G. 6.000

  • EURO 

    compra
    G. 6.600

    venta
    G. 7.000

  • PESO 

    compra
    G. 130

    venta
    G. 190

  • PESO URUGUAYO 

    compra
    G. 100

    venta
    G. 240

  • REAL 

    compra
    G. 1.500

    venta
    G. 1.600

  • YEN 

    compra
    G. 30

    venta
    G. 55

24 de Mayo de 2017 22:47

 

Una favela de Río movilizada contra la violencia

Por AFP

RÍO DE JANEIRO. Con la mirada fija y el paso determinado, Ana Paula Olivera lidera la marcha sosteniendo con el brazo extendido un gran cartel con la foto de su hijo Jonathan, muerto hace tres años durante una operación policial en Rio de Janeiro.

“Detengan las masacres, policía asesina” , grita al unísono con cerca de 800 manifestantes que marcharon este miércoles por las calles estrechas del Complejo de Maré, un conjunto de favelas donde se registraron 18 muertes violentas desde el inicio del año.

Según el Foro “Basta de violencia, otra Maré es posible” , que organizó la manifestación, el número de muertes ya supera al total registrado en 2016 en esta zona, que agrupa a 140.000 habitantes, a menudo rehenes de la guerra entre bandas de narcotraficantes que disputan control de territorio.

“Mi hijo murió de un tiro en la espalda, tenía 19 años. Los que lo mataron no fueron castigados, fue suficiente que alegaran haber actuado en legítima defensa, siempre es así” , denuncia Ana Paula.

“No por ser pobres, negros y vivir en una favela nuestra vida no vale nada”, insiste.

Delante de Ana Paula, tres manifestantes llevan un enorme globo rosa con las palabras “Maré” y “amor”. A veces, tienen que agacharse para evitar que el globo entre en contacto con los cables enmarañados que forman una especie de bóveda en cada esquina.

Algunas casas tienen la fachada plagada de agujeros de bala, testigos de la violencia cotidiana. Pequeñas flores fueron fijadas en los orificios que atraviesan el escaparate de una tienda de colchones.

‘Un solo cuerpo’

A pocos metros de distancia, cerca de un pequeño bar, Rejanne de Souza Barreto se echa a llorar, antes de encontrar consuelo en los brazos de otros manifestantes.

Hace tres meses, fue alcanzada por una bala en el pecho mientras desayunaba en ese establecimiento con su hija. Sobrevivió, pero sigue llevando luto por su marido, quien murió hace 17 años en Maré.

Otro sitio altamente simbólico es un puente cerca del cual Davison Lucas da Silva, de 15 años, murió en enero.

Un grupo de artistas vestidos de blanco y con pancartas con la palabra “paz” se encuentra en el sitio de la tragedia, mientras que un dron los fotografía desde arriba.

“Debemos demostrar que somos un solo cuerpo, que lleva un mensaje de unión y de paz” , dice la actriz Patricia Pillar, protagonista de varias películas y telenovelas de éxito.

Pillar y sus colegas acudieron a la favela para mostrar su solidaridad con sus habitantes, respondiendo al llamado de las asociaciones locales agrupadas en el Foro.

 

Niños privados de escuela

En una plaza, un grupo de hombres de edad avanzada sigue jugando a las cartas, imperturbables, mostrando alguna molestia por el ruido pero aceptando de buen grado cuando una militante les pega adhesivos en la camisa.

“La gente tiene que entender que debe dejar de correr sangre” , insiste Thais de Jesus, de la asociación Redes da Maré. “Mi casa ha sido alcanzada varias veces por los disparos, la última vez casi le dan a mi hermana pequeña. Mi madre vivió aquí durante 48 años, pero hoy piensa en mudarse”, se lamenta esta joven economista 27 años que exhibe orgullosamente su corte afro.

“Aquí se vive día a día. No sabemos si podremos seguir el programa escolar al día siguiente, así que aprovechamos cada hora de curso” , explica la maestra Natacha Caravalho rodeada por un centenr de escolares. La docente perdió la cuenta de las veces que tuvo que pedir a sus estudiantes que se refugiaran de los tiroteos debajo de las mesas.

Según Amnistía Internacional, el número de muertos ligados a las operaciones de la policía en Rio de Janeiro saltó de los 416 en 2013 a 920 en 2016.

 

 

 

 

 
 

ABC COLOR EN FACEBOOK

 
 

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo