17 de Julio de 2017

| EL SUFRIMIENTO DIARIO DE LOS ASEGURADOS (VIII)

Control deficiente en el IPS compromete bioseguridad

Por Daniel Ortiz , Juan Augusto Roa y Patricia Meza, corresponsal

El control del manejo de basura bioinfecciosa del Hospital Central fue deficiente, lo que generó riesgos a los pacientes, según el informe que se realizó el año pasado por Digesa y Contrataciones Públicas. El documento alertó que los responsables de la previsional jamás actuaron en cuanto a las deficiencias en la bioseguridad.

La bioseguridad comprende un conjunto de medidas preventivas básicas con el objetivo de proteger la salud frente a diferentes riesgos producidos por bacterias, virus, parásitos, hongos y agentes físicos. En esta serie de notas ya se había advertido que una de las principales faltas a la bioseguridad infringidas por el IPS era el hacinamientos de pacientes en el área de Emergencias del Hospital Central, donde desde hace casi dos años los pasillos son utilizados como lugar de internación de cientos de personas.

Los ingresados en esa área no deberían pasar más de 24 horas en el sitio, sin embargo, por la falta de camas, los mismos son internados por varios días, incluso, en lugares no recomendables.

Otro aspecto que atenta contra la bioseguridad, advertido en los últimos días, es el manejo de residuos bioinfecciosos. La Dirección General de Salud Ambiental (Digesa), de la cartera sanitaria, y la Dirección Nacional de Contrataciones Públicas (DNCP) habían presentado un informe en junio de 2016 sobre fallas en el manejo de la basura patológica en que incurrieron funcionarios del Consorcio Potî (representado por Alberto Palumbo y Blas Villalba). Un aspecto grave que dejó en evidencia la investigación es la falta de control efectivo de los responsables del IPS en supervisar a las firmas contratadas para la limpieza, recolección interna, manejo y disposición final de los residuos que genera el hospital.

Según Digesa y la DNCP, los residuos comunes y bioinfecciosos eran mezclados y no contaban con mallas de protección contra vectores (moscas, cucarachas etc.), además de no realizarse la limpieza y desinfección luego de cada recolección externa. Esta investigación comenzó de oficio, no a pedido del IPS, sino luego de que los mismos funcionarios de la empresa Potî denunciaran a ABC, a finales del 2015, la precariedad con que trabajaban en el Hospital Central. Los afectados habían incluso acercado fotos y videos, enojados por haber sido despedidos. En noviembre de 2015 la oficina de prensa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) también alertó que los desechos hospitalarios contienen microorganismos que pueden ser dañinos e infectar a pacientes y al personal de blanco.

patricia.meza@abc.com.py jaroa@abc.com.py ortiz@abc.com.py

 
 

ABC COLOR EN FACEBOOK

 
 
 

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo