• HOY

    11°
    MIN
    17°
    MAX
     

    nubes rotas

  • Jueves 20

    12°
    MIN
    21°
    MAX
     

    cielo claro

  • Viernes 21

    16°
    MIN
    28°
    MAX
     

    cielo claro

  • Sábado 22

    18°
    MIN
    27°
    MAX
     

    cielo claro

  • Domingo 23

    19°
    MIN
    28°
    MAX
     

    cielo claro

  • Lunes 24

    20°
    MIN
    29°
    MAX
     

    cielo claro

  • DOLAR 

    compra
    G. 6.000

    venta
    G. 6.150

  • EURO 

    compra
    G. 6.650

    venta
    G. 7.150

  • PESO 

    compra
    G. 110

    venta
    G. 160

  • PESO URUGUAYO 

    compra
    G. 100

    venta
    G. 240

  • REAL 

    compra
    G. 1.320

    venta
    G. 1.620

  • YEN 

    compra
    G. 30

    venta
    G. 55

27 de Julio de 2008

| EL BLINDAJE DEBE DESAPARECER DEL PAIS PARA CONSTRUIR UN “NUEVO PARAGUAY” (XI)

El Congreso está invadido de “hombres escombro”

Vestigios arcaicos y seudo democráticos como la “lista cerrada”, la “inamovilidad”, la “reelección” y el “fuero” son figuras de un sistema político-jurídico elucubrado por nefastos cerebros, al solo efecto de instalar una solapada dictadura civil que intrínsecamente conlleva perpetuidad. Familias enteras y por generaciones están colgadas del Estado sin concretar un solo aporte o beneficio al país. Son “vividores de alma” que toman a la república como un “bien de explotación” al pleno servicio de familias y grupos, monopolizando finanzas, comercios, industrias y traicionando “causas nacionales”. Este efecto pulveriza a la patria y reduce a su mínima expresión a la ciudadanía. ¡Una liberadora Constituyente se impone YA!

En esta “gira nacional” para compilar las calamidades ocultas, vivamente difundidas a través de la voz popular, resultó espeluznante oír testimonios sobre las franquicias que se arrogan los seudos políticos, sin que jueces y fiscales de la república actúen para aplicar la ley en defensa del interés nacional. La muda y sorda acción de la justicia estimula el florecimiento de un perfecto matrimonio entre inmunidad e impunidad.

Jorge Ignacio Baruja Fernández (18-V-1962) viene de una familia modesta de la ciudad de Paraguarí. Nos dijeron que su padre, Don Dámaso, era contador de la curtiembre regional de Don Canuto Rolón. A la par organizó un pequeño salón de ferretería bajo la razón social de “Casa Baruja”, realizando sus repartos en bicicleta y en un estoico Mercedes Benz 319. Pero vino el milagro producido por el reinado progresista del stronismo. Al casarse Jorge Ignacio con Lorena Burgos bajo el padrinazgo del ministro de Salud Martín Chiola, fue guiado por su suegro Don Justo para transitar en la política genuflexa y oportunista. A la velocidad de un rayo se transformó en un fanático “argañista”, luego “wasmosista”, después “gonzalezmacchista”, para terminar siendo un rabioso “nicanorista”. Moraleja: la magia de la política volteó la pobreza en riqueza.

EN EL HOSPITAL DE PARAGUARÍ

Los lugareños nos relataron que siendo médico egresado en el ‘86, arrancó como “guardia adhesivo” en el Hospital de Paraguarí con miras a completar su escalafón curricular en la llamada “pasantía rural”. Pero algo providencialmente ocurre para el “Doctor JB”, un “accidente rutero” protagonizado por el mismo ministro Adán Godoy Giménez genera víctimas, siendo una de ellas atendida de urgencia por el médico de guardia Jorge Baruja. Recibió las gracias y congratulaciones del ministro, nombrándole oficialmente –sin pestañeo– funcionario efectivo del Hospital Regional. Allí se formó a la sombra del director de entonces, Dr. Bernardino Riquelme, sobrino de Blas N., haciéndose un buen discípulo de esos “grandes ejemplares”. Gracias al acomodo político del cual se nutrió la “tierna podredumbre”, logró posteriormente ser nombrado por Juan Carlos Wasmosy como director del Hospital de Paraguarí. Su padrino de entonces fue el político Juan Servín Sugasti, hoy olvidado. La “administración hospitalaria” de Baruja fue muy cuestionada y dudosa, a tal punto que en julio de 1998 el senador Dr. Carlos Ramírez Boettner constató in situ las anomalías denunciadas. Ante la irrefutable realidad no cabía más que sumariar al culpable por las “graves falencias observadas”... Es que del Hospital Regional dependían 45 centros asistenciales. El Dr. Jorge Baruja, director de la IX Región Sanitaria, fue investigado durante el gobierno de Raúl Cubas Grau, resultando removido del cargo el 28 de febrero de 1999 por el Dto. Nº 1.800. La sanción especificó: “Destitución e Inhabilitación para ocupar cargo público al funcionario Jorge Baruja Fernández, vinculado al Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social”. A su vez informó: “Tampoco podrá ocupar ningún cargo público administrativo por el lapso de 4 años y 6 meses”. El sumario se realizó por orden de la ministra de Salud Carmen Frutos de Almada.

EN LA GOBERNACIÓN

Nuestros interlocutores siguieron describiendo: con el advenimiento del “marzo paraguayo” en 1999, Baruja fue rescatado de su purgatorio por los compinches políticos. Para poder participar de la elección hacia la gobernación 2003-2008, el ministro Chiola le redujo la pena a 3 años y medio, quedando rehabilitado. Bajo el gobierno de Luis Angel González Macchi, la pena fue levantada de un plumazo en el 2002. Nos señalan una anécdota: el propio Nicanor (a invitación de Gustavo López) se negó llegar a la casa de Baruja durante su gira presidencialista “para no empañar la buena imagen proselitista”. Continúan narrando: ya con el soporte estructural del “Movimiento Reconciliación Colorada”, el Dr. Jorge Baruja fue electo gobernador, cargo que le posibilitó acrecentar aún más su economía personal. El manejo de la gobernación fue discrecional, funcionó como una verdadera logia o empresa familiar… Y nuevamente fue sindicado por la Contraloría, debido a irregularidades y faltantes de G. 99.000.000 detectados en su administración. La conocida “estrategia nicanorista” de candidatarse al Parlamento (diputados) para ampararse en los “fueros” funcionó a la perfección, no sin antes de nombrar en su reemplazo (a dedo por supuesto) a un miembro “tembiguái” de la Junta, Bruno Martínez, con la misión específica de “no investigar a su antecesor, de apañar y ocultar todo, dejando en orden la ejemplar administración barujista”. La CGR derivó a la fiscalía local para investigar lo que a la luz se evidencia. Las abrumadoras denuncias llegaron a los fiscales Víctor Maldonado y Carlos Alberto Alcaraz, pero estos se arrugaron. El primero negó haber recibido el escrito de la CGR y el segundo se hizo el desentendido, incluso no contestando los teléfonos por si se tratare de alguna impertinencia periodística. El periodo fiscalizado por la Contraloría abarcó desde el 11-XII-2.006 al 19-III-2.008, revelándose sustanciales diferencias. Estas corresponden a sobrefacturaciones en la adquisición de 37 equipos de informática de la empresa “Redcomp SRL”. También se constató que de 31 cheques utilizados para transferir los fondos a las “comisiones cooperadoras”, 22 fueron endosados por el propio Jorge Baruja y su administrador Hugo Barrios, siendo cobrados por su hermano Dámaso Félix con CI Nº: 801.366, la suma total de G. 144.500.000.

AMEDRENTA A SUS DENUNCIANTES

Se nos explicó que el presidente de Comité de Paraguarí por el PLRA, Gilberto Luis Ruffinelli Maidana, denunció públicamente el 29-I-2007 la cleptomanía del entonces gobernador colorado de Paraguarí, Dr. Jorge Baruja, alertando a la ciudadanía de una “nefasta administración” en el IX departamento. Sus revelaciones abarcaron: a) “manejó a voluntad la gobernación, sin ningún tipo de control, utilizando toda su familia los recursos públicos sin ningún tipo de restricción. Estos sobrefacturaron la ejecución de varias obras viales en la comunidad, aprovechando los fondos provenientes de los royalties”; b) “En ese orden, la gobernación construyó un puente sobre el arroyo Jukyry. El costo superó los G. 46.000.000, sin embargo, los gastos no pudieron sobrepasar los G. 15.000.000. Además, mandó construir puentes en lugares inapropiados, donde no existe necesidad real”; c) “El gobernador no actuó solo, siempre estuvo en connivencia con la familia (nepotismo total). Su hermano Ing. Juan Carlos dirigió la construcción del empedrado de 7 km. desde Paraguarí hasta colonia Jorge López Moreira. Solo se realizó unos 1000 mts., trabajando en la obra su personal particular. Tiene otro hermano, Walter, actual presidente de la Liga Paraguariense de Fútbol e Intendente de la ciudad, siendo a su vez presidente de la seccional colorada. El es la cabeza visible de la actual casa ‘Comercial Baruja’, como así también de la ‘Droguería’. Acapararon todas las obras y los cargos del departamento”; d) “En el laberinto departamental, también figura su hermano, el Ing. Agr. Dámaso (Kiko), funcionario del Ministerio de Agricultura, donde nunca asistió; del mismo modo, su hermana Graciela trabaja en la gobernación, hasta una escuela ya lleva el nombre de ‘Doña Margarita’. Su señora Lorena figuró en una escuela como ‘profesora de danza’ y su primo Carlos María Fernández es presidente de la Junta Municipal”; e) “Comisiones vecinales se quejan porque firmaron cheques blancos para las obras fantasmas de Baruja”.

Al unísono nos destacaron que un frondoso legajo de pruebas escritas y gráficas sobre una montaña de tropelías fue entregado al fiscal Arnaldo Giuzzio, quien ni siquiera observó el expediente, demostrando un llamativo desinterés al no darle curso a la denuncia. Agregaron esta observación: el Ing. Juan Carlos Baruja Fernández, por derecho propio y bajo patrocinio del abogado Pedro Wilson Marinoni Bolla, querelló penalmente por “difamación, calumnia e injuria” a Gilberto Luis Ruffinelli Maidana y solicitó un resarcimiento de G. 200.000.000.

Es más, en Asunción adquirió una casa del ex futbolista Nelson Zelaya y como parte de pagó entregó una Toyota Land Cruiser 99” que estaba a nombre de su hermano Walter y valuada en US$ 80.000. ¡Está todo dicho!...

Por su impericia para la dirigencia política (servicio a la comunidad) deberá ser desaforado, juzgado y condenado por los distintos atropellos cometidos en contra del patrimonio del estado y la ciudadanía en general.

(Continuará…)

alcandia@abc.com.py

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo