• HOY

    22°
    MIN
    27°
    MAX
     

    cielo claro

  • Martes 25


    MIN
    23°
    MAX
     

    lluvia moderada

  • Miercoles 26


    MIN
    16°
    MAX
     

    cielo claro

  • Jueves 27


    MIN
    21°
    MAX
     

    lluvia ligera

  • Viernes 28

    21°
    MIN
    31°
    MAX
     

    lluvia ligera

  • Sábado 29

    15°
    MIN
    24°
    MAX
     

    nubes

  • DOLAR 

    compra
    G. 6.000

    venta
    G. 6.150

  • EURO 

    compra
    G. 6.700

    venta
    G. 7.200

  • PESO 

    compra
    G. 110

    venta
    G. 170

  • PESO URUGUAYO 

    compra
    G. 100

    venta
    G. 240

  • REAL 

    compra
    G. 1.330

    venta
    G. 1.630

  • YEN 

    compra
    G. 30

    venta
    G. 55

08 de Junio de 2008

| EL BLINDAJE DEBE DESAPARECER DEL PAIS PARA CONSTRUIR UN “NUEVO PARAGUAY” (IV)

La “caterva colorete” se recicla anhelando el olvido

Mientras no haya justicia o sentencia aleccionadora para los corruptos que cometieron colosales barbaridades en el suelo patrio, no habrá concordia en el Paraguay. Para que el pueblo confíe en las nuevas autoridades y robustezca sus esperanzas renacidas, deberá capturarse a todos los “políticos escombro” que utilizaron sus cargos para traficar y enriquecerse indebidamente a costa de un pueblo burlado, degradado e ignorado. El 20 de abril fue el principio del cambio llegado al Poder Ejecutivo; ahora es necesario que dicha transformación también alcance a los poderes Legislativo y Judicial, para que las instituciones se consoliden y el país funcione como una república reformada y de avanzada. Sin justicia no hay paz...

Mientras tanto, la “pandilla colorete” se atrinchera en el Congreso y en la ANR para permanecer incólume. Todos estos “escombros” deberán ser desalojados por cualquier medio. Son los causantes del continuismo stronista, de la proyección del sistema, de la regresión nacional, del entreguismo de la soberanía, de la segregación de compatriotas, del robo escandaloso y de la inmoralidad ilimitada que socavó los cimientos de las distintas generaciones de nuevos paraguayos. Los “coloretes” deben pagar a la sociedad por todas sus fechorías… y las cicatrices serán sanadas.

Víctor Luis Bernal Garay: (25-II-53) Las diferentes publicaciones sobre su paso por la administración pública son ilimitadas. Estas divulgaciones lo ubican como un “personaje nefasto para la Patria” y aseveran que en poco tiempo se transformó en el “hombre clave”, en la “mano derecha” más célebre del nicanorismo puro para el generalizado saqueo de la República. El 13-VIII-1984 intentó recoger una indemnización de Yacyretá con título de “contenido falso”, apersonándose ante el titular de entonces Jorge Krisch. Reclamaba –supuestamente– porque el embalse inundaba “sus tierras” de unas 1.000 ha. arraigadas en San Cosme y Damián. Después del golpe de 1989 siguió insistiendo para cobrar dicha recompensa. En 2001, siendo ya un alto funcionario, procuró por tres veces percibir la compensación. Su obstinación lo llevó a expresar entre sus amigos: “algún día voy a cobrar esa plata”.

SU FICTICIA MILITANCIA POLÍTICA

Fue un activo representante de la Juventud Tradicionalista Stroessnerista, realizó durante el régimen su pasantía junto con Alberto Alderete, Carlos Galeano Perrone, Cristina Muñoz, Derlis Esteche, Mirian Alfonso y otros conspicuos de la “tierna podredumbre” strossniana, para el adoctrinamiento y la mentalización en beneficio del sistema vigente. Incluso, cuatro meses después de la “fractura stronista”, en su quinta de Capiatá, fue refundado el Comité Central de la Juventud Colorada en diciembre de 1987, con el propósito de levantar a las bases en contra de los “militantes stronistas hasta las últimas consecuencias”, quienes se apoderaron de la ANR el 1-VIII-87. Luego de la caída de la dictadura, todas las “lagartijas” de uno y otro bando se mimetizaron aceleradamente, siendo ese “Comité Juvenil” disuelto por ellos mismos y con el beneplácito del Dr. Luis María Argaña, quien no veía a este grupo con “buenos ojos” por su performance política. Como se ve, Víctor Bernal es un camaleón de raza que fue brincando de carpa en carpa a medida que surgían los núcleos o “cabecillas emergentes” del coloretismo, hasta que pudo anclar perfectamente en el modelo buscado y pretendido por el Tendotá.

UN EXPERTO EN ACOMODOS

De funcionario público común, pasó a ser un jerarca mastodontico de la “mafia colorete” gracias al irrestricto palmoteo y aliento de Nicanor, que se pasó a la luz pública batiéndole las alas. Manejó a discreción el capital económico generado por la represa de Itaipú, practicó abiertamente el nepotismo (parientes, además de amigos, peones y corrrelíes) y dilapidó inmensas remesas, causales para que el prismático judicial lo disponga bajo la “lupa fiscal” (Delitos Económicos y Anticorrupción del Ministerio Público). Mediante la “magia estatal” se transformó en un millonario sin esfuerzo ni sacrificio, siendo hoy día uno de los hombres más ricos del Paraguay con residencias, estancias, vehículos, inversiones, etc., sin haber poseído antes un solo boliche. Infinidades de veces fue denunciado por nuestro diario con la exhibición de un tendal de pruebas, pero la justicia sumisa a los “coloretes” jamás encontró causales para imputar, procesar y condenarlo. Entre tantas cosas, hasta se dio el lujo de aportar US$ 10.000 para la campaña de su amo Nicanor, quien lo cobijó en la “lista sábana” para el Congreso a fin de resguardarlo con los “fueros parlamentarios” e intentar así su salvación.

LOS ZARPAZOS EN LA FUNCIÓN PÚBLICA

Sus pasos por los cargos públicos le han permitido alcanzar un provecho económico sin precedentes. En la INC dejó un colosal agujero, un faltante de 16.186 millones de guaraníes, solucionado “a nivel de cuates” gracias a “la manito” de la Contraloría. En el MEC, siendo administrador, dejó un boquete descomunal de G. 5.000.000.000 por el cual fue defenestrado por el ministro Angel Roberto Seifart. Según nos cuentan, existe una conexión (complicidad) entre don Luis Bernal (padre) y el contralor Octavio Airaldi en la masonería (ambos miembros de la misma logia), lo que fortalece la impunidad de su hijo Víctor. En el presente, la misma Contraloría recurre al “blanqueo” con su remanida, híbrida y célebre conceptualización: “hay correspondencia entre sus ingresos y egresos”. Las calamidades de Itaipú, su fastuosa vida personal, el tráfico de influencias y la exuberante prueba de enriquecimiento ilícito no constituyen para la justicia paraguaya prueba alguna para defenestrar y condenarlo. El último “gran zarpazo” –increíblemente según la amigada Contraloría– fue el 6-II-08, recibiendo bajo el criterio de “indemnización” la módica suma de G. 516.000.000 que Itaipú le concedió graciablemente por haber renunciado a su cargo de director.

LAS APLOMADAS INVERSIONES PRIVADAS

Como desde 1997 al 2003 –según dijo– no gastó un solo guaraní, le fue asequible realizar inversiones gracias al “ahorro apiñado” por tantos años de “sacrificado trabajo”. Desde que se convirtió en nuevo “barón de Itaipú”, la desfachatez ya no tuvo límite. La ostentación, la prepotencia, el derroche y la arbitrariedad generaron la repulsa ciudadana, poniéndose de manifiesto por todos los medios de comunicación ajenos al “amiguismo oficial”. Para Víctor Bernal llegó lo asombroso, lo inexplicable: “concibió del dinero lo que Jesús hacía con los panes”, es decir, la milagrosa multiplicación de los caudales a propósito de sus numerosas inversiones personales. Este acto es un claro ejemplo de “la democratización de la corrupción”, de generalizada vigencia nacional y expresada en el popular graffiti “toco, toco y los guardamos…”. Es vox populi que sus esposas Natividad Mercedes Lugo (ex) y la actual María Elizabeth Pleva, además de un ejército de testaferros, son los agraciados de las “colocaciones de capital” que producen el milagro y la transformación en un escurridizo “emporio económico”.

EL BULLICIO POR LA REPARTIJA DE LOS APORTES

En un arrebato de pedantería, entregó públicamente cheques a los “líderes campesinos” para aquietar los “ánimos disconformes” de la masa. La mugre y el maquillaje llegaron más al fondo, alcanzó a la “prensa amiga” que disfrutó de las mieles con la publicidad de Itaipú. Cerca de US$ 30.000.000 distribuidos a los “parlanchines itaipunianos” para anestesiar por completo a un tendal de “medios y periodistas”. La pantalla gigante de la “Fundación Tesãi” fue para alimentar al clientelismo de los amigos que se comprometían a la “causa común”, en realidad era un “botín de guerra” para que los “muchachos” pudieran surtirse según los “requerimientos coyunturales”. Los “gastos sociales” se transformaron en el más importante “elefante blanco” del nicanorismo, pues solo sirvió para la “propaganda política” de su “extraordinario gobierno” y para engatusar a la población con el supuesto alcance o llegada a la “clase más necesitada” del caudaloso “dinero itaipuniano” que siempre sirvió para la repartija de los gobernantes.

SUEÑOS Y VIAJES, VACACIONES Y DERROCHES

Paseos internacionales para magnates del primer mundo fueron realizados por su familia. Sus 3 hijos viajaron dejando escapar sus delirios en Disneyworld (EE.UU.), su madre y sobrina pisaron el milenario suelo de la Isla Galápagos (Ecuador) y su hija disfrutó de un gran sarao de cinco estrellas por sus 15 abriles en el Hotel Sheraton de Asunción. Nos hicieron saber que paralelamente a los oropeles fantasiosos, siguió con sus inversiones en ganado vacuno y caballar de pura sangre. El 3-VIII-07 compró en Maciel 512 has. por más de G. 1.100.000.000, el 8-VIII-07 adquirió en Atyrá tierras por valor de G. 400.000.000, el 27-VIII-07 se hizo en Avaí de una extensa propiedad. Negoció grandes longitudes de tierras en Encarnación, Villeta, Villa Hayes (Chaco) y una quinta de fin de semana en San Bernardino. Operó en varios negocios para la compra de terrenos en los distritos del departamento Central como Lambaré, Santísima Trinidad, Recoleta y Fernando de la Mora. Declaran nuestros informantes que las empresas “Ganadera Kera Yvoty”, “Transur”, “Ucepasa”, “Cañaveral SA”, “Empresur”, Eppsa”, entre otros, son de su propiedad, pero manejados por terceros o prestanombres.

LOS ASIDEROS DE LA SALVACIÓN

Víctor Bernal se valió del sistema vigente (salir, entrar, así da gusto) para reciclarse y guarecerse en el Congreso. Usufructúa los “fueros parlamentarios” que le dispensan protección e impunidad. Por todos los delitos cometidos al erario público bajo el disfraz de la “legalidad” montada para el efecto, deberá ser desaforado, procesado, condenado y apresado para que el pueblo de una vez por todas tenga fe en las “nuevas autoridades”. Los jueces y fiscales cómplices y encubridores (omisión de sus funciones y acciones) diseñan ingenierías jurídicas para el enfriamiento de su frondoso legajo. Los expedientes son encajonados, extraviados o directamente sometidos a la artera simulación del tratamiento e investigación de los sumarios a fin de dilatar y desinflarlo en el tiempo. Es una forma de “aguantar” las presiones y los embates de múltiples denuncias, hasta lograr el objetivo de la absolución u olvido.

(Continuará…)

alcandia@abc.com.py

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo