Alimentación sana del adulto mayor

La especialista en geriatría, Dra. Elena de Mestral de Giménez, afirma que la alimentación sana y equilibrada se debe tener en todas las edades. A niños, jóvenes y adultos no les conviene, una sobrealimentación rica en azúcar, grasas saturadas, mucha sal y productos chacinados. Siempre hay que elegir alimentos de bajas calorías, en todas las edades.

A partir de los 60 años, se debe adaptar la textura de los alimentos si hay problemas de dentición o dificultades para tragar, a fin de evitar la desnutrición. Se debe pedir la ayuda de la nutricionista y de la fonoaudióloga, si hay trastornos de deglutición. Es normal que los abuelos tiendan a adelgazar porque absorben menos las vitaminas. Por eso, una sustitución de calcio y vitamina D es clave. La presentación del menú y los sabores se debe cuidar porque las ganas de comer entra por la vista.

En el almuerzo pueden comer un bife (carne roja molida o pollo, pescado), pastas, arroz, legumbres, ensaladas, puré o licuados, ensaladas verdes. Comer una clara de huevo, todos los días porque son fuentes de proteínas que previenen la osteoporosis y las fracturas de caderas al caer. La gelatina diet o fruta de postre.

En la mediamañana o merienda están indicados los lácteos, quesos, yogur, café o cocido con leche. Tomar mucho líquido, para evitar la deshidratación. Preparar licuados porque a muchos abuelos les atora el agua y toman poco por eso. Que tengan compañía para almorzar porque la soledad es causa de que caigan en depresión.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.