Negligencia de la fiscalía

El ahora detenido Agustín Ramón Martínez Martínez, conocido como “Soldado israelí”, se encontraba libre desde el año 2015, luego de pasar seis años en prisión por el asesinato de su jefe, el exconcejal municipal de Carapeguá Cecilio Ricardo Cabello, y de los peones que también trabajaban para este, Hilario Marecos y Alberto Medina Blanco.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/RKTCMT7AYNB2VLJNYTGJOE6K7I.jpg

Los cuerpos de las tres víctimas fueron quemados en un horno para carbón en la ciudad de Ybycuí, en el año 2009.

Llamativamente, la fiscalía nunca pudo cerrar la investigación y “Soldado israelí”, quien era el principal sospechoso, obtuvo un hábeas corpus reparador, por compurgamiento de la pena mínima establecida para este tipo de casos, aunque sin una sentencia firme.

Antes de aquel triple homicidio, “Soldado israelí” había sido apuntado como responsable de al menos otros dos homicidios en Paraguay, uno de ellos en Quiindy, en un caso cuya víctima también fue quemada.

PUBLICIDAD

Mucho antes, el citado criminal asesinó y quemó a una persona, en Argentina, pero se fugó a balazos de una cárcel del vecino país, tras lo cual se estableció de nuevo en Paraguay, de acuerdo con los archivos de la Policía.

Traído a Asunción

Martínez Martínez fue traído anoche a Asunción, específicamente a la base de Investigaciones, tras abstenerse de declarar ante la Fiscalía.

Según trascendió, el criminal dijo que supuestamente el abogado ahora asesinado se dedicaba al lavado de dinero de una organización criminal fronteriza, pero esta versión, poco creíble, fue rechazada por la familia de la víctima.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD