Iniciaron la construcción de un acceso alternativo para el barrio San Isidro

En seis meses estaría concluida la construcción de tres nuevos accesos que conectarán los barrios San Isidro y Fátima con el centro urbano de Encarnación. Las obras ya están en un buen nivel de avance.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/5FUKNQDQHRFO3HKK6P72OOVJZM.jpg

Los trabajos están siendo financiados por la Entidad Binacional Yacyretá (EBY) con una inversión superior a G. 22.100 millones y están a cargo del Consorcio Paraguayo Costero.

Estos nuevos accesos permitirán un tránsito fluido en el actual camino de entrada y salida hacia los populosos barrios ubicados en la zona sureste del distrito, conocida como Tupãsy Rape. Este camino es también la vía de acceso al santuario de Itacuá, muy concurrido por visitantes, turistas y devotos.

En uno de los extremos de la vía de acceso está prevista la construcción de un túnel, que también facilitará el paso desde el circuito comercial hacia el barrio Fátima.

PUBLICIDAD

La construcción de otra vía de acceso es un antiguo reclamo de los pobladores, particularmente del barrio San Isidro, que concentra una gran masa poblacional de unos 7.000 habitantes, en su mayoría familias afectadas por la construcción de la hidroeléctrica que fueron reubicadas en dicha zona, y nuevos pobladores atraídos por el auge comercial que se registra en la ciudad y se instalaron en zonas cercanas al circuito comercial.

Una vez concluida la obra habrá una vía de acceso a los barrios citados, de sentido único tanto para la entrada como para la salida, a través de la avenida P. Winkell.

Asimismo, el proyecto tiene previsto prolongar la avenida perimetral Este. 

Esto permitirá revitalizar el sector de puestos de ventas asignado a exmesiteros de la desaparecida Zona Baja, actualmente en total estado de abandono ante la falta de turistas por el lugar.

Descripción de la obra 

El tramo uno contará con un paseo central y veredas a ambos lados. Será una continuación de la avenida Padre Winkell, que se inicia en la calle Doña Juana María Lara, atravesando el terraplén del exferrocarril a través del túnel que tendrá una longitud de casi medio kilómetro. 

El tramo dos conectará el camino Tupãsy Rape con el tramo tres. Un tercer tramo es una calle ya existente que corre paralela al acceso a Itacuá y tendrá una extensión de unos 1.470 metros. Finalmente, un cuarto tramo, la calle perimetral al arroyo Potî’y, que será una continuación de la Avenida Perimetral Este, cambios que darán nuevos aires a la ciudad.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD