Dueños de casa de masajes son imputados por rufianería

La fiscala Teresa Martínez imputó por rufianería a José Carlos Portillo Benítez, Mirian Beatriz Benítez Valdez y a la pareja de esta última, Marcos Jesús Guamani Tumipamba, de nacionalidad ecuatoriana. Así informó ayer el Ministerio Público.

/pf/resources/images/abc-placeholder.png?d=2001

Cargando...

Los tres fueron detenidos durante una intervención fiscal-policial el pasado viernes, en el local denominado “Besitos VIP”, ubicado en la ciudad de San Lorenzo.

La intervención se efectuó tras una denuncia por supuestos maltratos verbales y la falta de pago a las mujeres a quienes prostituían.

La denuncia refiere que los responsables del local alegaban falta de cumplimiento de las reglas impuestas por ellos, y maltrataban a las mujeres, quienes además recibían ofensas verbales.

El Código Procesal Penal define al delito de rufianería como aquel que es realizado por la persona que explotara a otra que ejerce la prostitución, aprovechándose de las ganancias de ella.

La ley sanciona al que obtiene un beneficio económico a partir del ejercicio de la prostitución de otra persona.

La prostitución en sí no es un delito, pero sí la explotación sexual. “En este caso se evidenció claramente una situación de explotación, ya que las denunciantes no recibían la paga en su totalidad”, indica la imputación preparada por el Ministerio Público.

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...