Irak refuerza la seguridad en Bagdad por temor a choques de grupos rivales

Bagdad, 1 ago (EFE).- Irak ordenó este lunes reforzar las unidades de las fuerzas de seguridad tanto dentro como fuera de la Zona Verde de Bagdad, donde se encuentra el Parlamento ocupado desde el sábado por los seguidores del clérigo chií y líder político iraquí Muqtada al Sadr, ante el llamamiento a una manifestación de la alianza rival.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/MOAP76XDJFEHLLTLQPIEIIZQZI.jpg

El capitán Ali al Saadi, de la Comandancia de Operaciones de Bagdad, indicó a Efe que "se han reforzado las medidas de seguridad dentro de la Zona Verde y sus alrededores, mediante el despliegue de unidades adicionales del Ejército, la Policía y las fuerzas antidisturbios, en previsión de cualquier violación durante las manifestaciones que están previstas para esta noche".

El Marco de Coordinación, la alianza de partidos chiíes iraquíes liderada por formaciones proiraníes rival del movimiento de al Sadr, llamó ayer a sus seguidores a que se manifestaran este lunes contra la toma del Parlamento.

La nota incluyó una convocatoria para "manifestarse pacíficamente en defensa del Estado" junto a la Zona Verde, el área fortificada del centro de Bagdad donde se encuentra el Parlamento, tomado desde el sábado por miles de seguidores de Al Sadr.

"Se teme que haya choques entre los manifestantes del movimiento Sadrista y los manifestantes del Marco de Coordinación", afirmó Al Saadi, y añadió que se han tomado "estrictas medidas de seguridad para evitar tales enfrentamientos".

Los seguidores de Al Sadr continúan por tercer día ocupando el Parlamento, su segunda irrupción desde el miércoles, cuando ocuparon durante unas horas su sede tras difundirse la noticia de que el Marco de Coordinación iba a convocar una sesión para elegir a su candidato a presidente, paso previo a la formación de Gobierno.

Los simpatizantes del clérigo chií se oponen al candidato a primer ministro propuesto por el Marco, el exministro Mohamed Shia al Sudani, promovido por el antiguo primer ministro Nuri al Maliki (2006-2014), el gran rival político de Al Sadr entre la población chií, la rama del islam mayoritaria en Irak.

Al Sadr ha calificado la protesta de sus simpatizantes como "revolución espontánea y pacífica" y ha conminado a sus fieles a continuar para lograr reformas políticas, constitucionales y electorales.

El Bloque Sadrista ganó las elecciones legislativas del pasado octubre con 73 escaños en una fragmentada Cámara Baja de 329 diputados, pero les hizo renunciar en junio pasado tras el bloqueo a la votación para elegir presidente por una alianza liderada por sus rivales chiíes proiraníes.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.