Culpan a constructora de inundación

CIUDAD DEL ESTE. Más de 200 casas en el barrio Don Bosco, están bajo agua desde el pasado jueves hasta la fecha. Los vecinos responsabilizan al consorcio Bella Vista, que está ampliando la avenida Perú, por taponar el único ducto de salida de agua.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/US7FHLKCK5FM5PHTTX37UZXMEI.jpg

Este martes, miembros de la Comisión Vecinal de la fracción Los Abuelos fueron a la Junta Municipal a pedir ayuda a los concejales, así como ya requirieron el auxilio de la Municipalidad local. Afirman estar muy preocupados porque desde el jueves por la noche, cuando el lugar entero quedó bajo agua, afectando a más de 200 viviendas, hay sectores donde el líquido aún permanece.

Muchos vecinos debieron abandonar sus moradas, junto con sus hijos, y refugiarse con familiares o pagar alguna pieza de alquiler, contaron los afectados, quienes aseveran que así además del agua, que entró a sus casas y las inundó por completo, deben enfrentar la aparición de alimañas, como víboras, sapos y demás.

Los moradores contaron que el jueves por la tarde, un poco después que comenzara a llover, el agua comenzó a subir en los ductos de desague y después tomó las calles y casas. Para la noche ya estaban inundados y la lluvia continuó durante todo el viernes.

El presidente de la Comisión Vecinal, Hugo Sosa; el vicepresidente, Nicasio Garay; y el secretario, Lorenzo Orrego, explicaron que frente a la fracción, por debajo de la avenida Perú, pasa el ducto que desagua ese sector bajo de Don Bosco, pero que desde que los obreros del consorcio Bella Vista comenzaron a crear la ampliación de la importante arteria, la cantidad de agua que llega a ese sector aumentó considerablemente y, además, el tubo se taponó con tierra, basura y sedimentos de todo tipo, sin que se pueda limpiar.

Por ello, por segunda vez están sufriendo la inundación de sus casas. Los dirigentes vecinales contaron que hace más de un año atrás, cuando recién comenzaban los trabajos de ampliación de la avenida, advirtieron a los técnicos de la obra que esto podía ocurrir, pero les dijeron que no pasaría porque tenían planos de desagüe. Ahora, dicen, ya conversaron en reiteradas veces con el jefe de Obras de Bella Vista, Pierpond Doldan, quien les prometió una solución que, sin embargo, no llega.

Para este miércoles, indicaron los dirigentes, les prometieron una reunión con representantes del consorcio, del Ministerio de Obras Públicas y de la Municipalidad para buscar una solución que evite que con las siguientes lluvias se vuelvan a inundar sus casas.

Por su parte, Pierpond Doldan explicó que “ese lugar es como una palangana y el único lugar de descarga es a través de una servidumbre que ya se hizo y de un acueducto”. Aseguró que las inundaciones de la zona se registran desde hace muchos años y no son consecuencia de las obras para la ampliación de la avenida Perú, pero admitió que debido a los trabajos, ese sector recibe ahora mayor cantidad de agua cuando llueve.

Doldan señaló, empero, que en el marco de los trabajos, según los estudios técnicos hidrológicos hechos por los proyectistas ellos sustituyeron una alcantarilla tubolar de menor sección, que ya había, por otra mayor, y bajaron un poco más el nivel de la misma. “Así, con lluvias de 60 milímetros no tuvieron una repercusión tan importante.

Pero el jueves y viernes, en pocas horas cayeron 118 milímetros de agua, la cantidad de agua atoró el sistema y, como nosotros estamos en un proceso de construcción, puede además haber algún sedimento que tapone las salidas”, detalló.

Además del problema con los vecinos, ayer, obreros de Bella Vista tuvieron un accidente de trabajo que dejó un obrero con lesiones leves en una pierna. Ocurrió alrededor de las 15:20, sobre la avenida Perú, a 450 metros de la ruta VII.

Mientras hacían un talud a desnivel, una pantalla de hormigón, hubo un deslizamiento de suelo y la tierra cayó sobre la pierna del trabajador, que fue asistido por médicos y trasladado en ambulancia a un sanatorio, explicó Doldan.

La elaboración del proyecto ejecutivo para las obras ejecutadas en la avenida Perú estuvo a cargo de Itaipú y la inversión, del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), es de Gs.86.000 millones. El desarrollo de los trabajos corre por cuenta del Consorcio Bella Vista, integrado por las empresas Compañía de Construcciones Civiles S.A., Construpar S.A., Vialsur S.A. y M.M. S.A. La tarea ya avanzó en un 58%. Se prevén una moto-senda, ciclovía y la calzada para vehículos, que tendrán un total de 15 rotondas. Tres puentes se están construyendo además.

Con una extensión de alrededor de seis kilómetros, la avenida Perú une la ruta VII con la supercarretera Mariscal López, camino a Hernandarias.