Nuevo ataque del EPP

Un nuevo ataque del autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) fue perpetrado esta madrugada en San Pedro, al límite con Canindeyú, Incendiaron una avioneta en una estancia y dejaron panfletos.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/GE6RXHYS75BANARJJCEONAHGDU.jpg

El EPP fue autor de un nuevo ataque, esta vez a en el distrito de San Vicente Pancholo, en San Pedro.

Según informaciones preliminares no hay muertos ni heridos, tampoco personas secuestradas. En comunicación con ABC Cardinal, el Gral. Héctor Grau, del Comando de Operaciones de Defensa Interna indicó que efectivos están llegando  al sitio para constatar la situación y en breve estaría ampliando la información. "Hablamos con el responsable de la estancia Estrellita, dicen que ellos están todo bien", manifestó.

El incidente ocurrió pasada la medianoche en el departamento de San Pedro, en el límite con Canindeyú.

PUBLICIDAD

Es el segundo ataque que la agrupación delictiva desarrolla en la zona de Canindeyú, lo que indica un desplazamiento del territorio donde usualmente suelen operar. Se están adentrando a lo que es el sur de San Pedro.

Aún no trascendió a quién pertenece la estancia y se espera la pronta acción de efectivos de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC).

No es el primer ataque que el grupo realiza durante las festividades de Caacupé. En el 2013 asesinaron a un militar e hirieron a otro durante un golpe cometido en la zona del asentamiento Núcleo 5 de la jurisdicción de Arroyito, en el departamento de Concepción.

El militar fallecido fue identificado como César Fernández y el que fue herido, Mario Ávalos, quienes formaban parte de la FTC.

Uno de los últimos ataques de la banda criminal tuvo lugar en noviembre pasado cuando ingresaron a la estancia “El Ciervo”, perteneciente al general retirado Elvio Ramón Alonso Martino.  La aparición se produjo en un sector de campamentos situado a orillas de un pequeño arroyo, en el distrito de Santa Rosa del Aguaray, departamento de San Pedro, aunque a solo 3.500 metros del límite natural con el departamento de Amambay.

Este crimen ocurrió a 4.500 metros de donde el 4 de setiembre de 2015 el EPP también había atacado un campamento de madereros y quemado sus maquinarias, y a 8.000 metros del punto en el que el 23 de setiembre de aquel mismo año los delincuentes mataron a los peones Joel Brizuela Barúa (37) y Nery Javier Peralta (25).

En este atraco resultó víctima fatal del brasileño Valdir de Campos, quien, según el médico forense Pedro Pablo Araújo, recibió 11 disparos. Sus verdugos utilizaron una escopeta calibre 12, un fusil y un revólver calibre 38. El hombre fue maniatado, puesto de rodillas y asesinado a corta distancia. Supuestamente, el colono murió porque desobedeció la exigencia del EPP de no deforestar.

Una semana después, el EPP atacó en un retiro en construcción que debe funcionar como depósito de maquinarias, en medio de un monte completamente deforestado y convertido últimamente en campo de plantación de soja, en el distrito de Santa Rosa del Aguaray, departamento de San Pedro.

Los miembros del EPP intentaron quemar el sitio, con las máquinas adentro, arrojando bombas molotov que, sin embargo, no se encendieron. Entonces, acribillaron a tiros la estructura y destruyeron hasta el tanque de agua que abastecía a los trabajadores y animales. Además, dejaron varios panfletos con nuevas advertencias. El lugar atacado en esta ocasión sería parte de una estancia denominada La Suiza, que ahora estaría arrendada por colonos menonitas.

 

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD