Repudian agresión a mujeres

“Si violentan a una, nos violentan a todas”, dijeron decenas de mujeres que salieron a repudiar las agresiones con pasacalles ofensivos. Piden que se deje de normalizar y viralizar los mensajes que alientan la violencia hacia las mujeres.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/QXMDVANGN5C3HIO3COF5P5K2KE.jpg

La viralización de la fotografía de un pasacalles con un mensaje ofensivo movilizó a un grupo de mujeres que decidieron repudiar la agresión de la misma forma: colgaron un pasacalles en el mismo lugar, pero con la insignia: “Estamos hartas de las agresiones hacia las mujeres”. Instan a poner de moda pasacalles de apoyo, de educación y de defensa de las mujeres.

Muchas más reaccionaron y a través de la redes sociales y con los hashtag #EstamosJuntas #TusCompañeras, se sumaron a la campaña repitiendo “si violentan a una, nos violentan a todas”, como también subiendo a sus perfiles una foto con esta frase escrita en carteles.

PUBLICIDAD

Hay que dejar de normalizar y de viralizar, remarcó la psicóloga Raquel Iglesias, directora del Observatorio del Ministerio de la Mujer, que se encarga de monitorear y documentar los hechos de violencia. Indicó que los mensajes ofensivos en pasacalles son un ejemplo más de las agresiones en donde generalmente las víctimas son mujeres. Mensajes infundados que vulneran el derecho a la intimidad, puntualizó Iglesias.

Remarcó que las agresiones y acosos de este tipo, con pasacalles a la vista de los vecinos y a través de las redes sociales, afectan emocionalmente a las víctimas.

En tanto que la ministra de la Mujer, Nilda Romero, celebró la campaña encarada por este grupo a fin de avanzar en educación y en la eliminación de la normalización de la violencia hacia la mujer, ya sea a través de pasacalles ofensivos u otro medios de agresión, recalcó.

Recordó que la Ley N° 5777/16 de Protección Integral a las Mujeres identifica y prohíbe la violencia telemática, que es cuando se difunden o publican mensajes, fotografías, videos, etc. que presenten la violencia contra la mujer como una conducta aceptable. En ese sentido, las manifestantes reprocharon que la imagen haya sido viralizada por un comunicador social, quien actuó violando la citada normativa.

Y si bien este tipo de agresiones están prohibidas, la ley no establece sanciones, lamentó la titular del Ministerio de la Mujer. Agregó que la única vía legal en estos casos es la querella privada contra los agresores, pero en este tipo de juicios no puede intervenir el Estado.

“Se tienen que hacer este tipo de campañas. Yo misma hice una querella por difamación y calumnia hace poco tiempo y teniendo en cuenta la violencia telemática”, reconoció Romero.

Otra cuestión es que las imágenes se comparten y viralizan por morbo a través de WhatsApp y las redes sociales. También, los ataques mediante los pasacalles tienen a fundamentarse en la vida privada de mujeres y por lo general hacen referencia a su cuerpo.

"Es un tipo de violencia que apunta a explotar la vida privada de la gente en el sentido más delicado, que es la vida sexual, como herramienta para violentar a la persona, dice la activista feminista Adriana Closs. Afirma que en estos casos hay un mensaje marcadamente 'moralista' en detrimento de las mujeres, así como hay una protección que raya el encubrimiento hacia los varones.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD