Carta a la directora

La abogada Delia Mabel Roldán Torales remitió una carta a la dirección de nuestro diario negando los términos de un artículo periodístico publicado el pasado 22 de agosto bajo el título “Invaden finca y plantan una casa”.

“Señora directora del diario ABC Color.

La abogada Delia Mabel Roldán Torales y Rodrigo Roldán Torales, nos dirigimos a Usted en ejercicio del derecho de réplica, según el Art. 28 de la Constitución Nacional, deseamos manifestarle que el periódico ABC Color, versión impresa y digital de fecha 22 de agosto de 2021, titulado “Invaden finca y planta una casa”, estuvo como uno de los títulos de tapa del periódico, contiene inexactitudes, falsedades y afirmaciones erróneas violando el derecho de las personas a recibir información veraz, responsable y ecuánime, consagrado en el citado artículo constitucional.

El derecho a réplica queremos realizar en virtud a la legislación correspondiente, con el mismo destaque, espacio, mismos caracteres y demás particularidades con que se hizo la publicación de la nota periodística, para que la ciudadanía tenga una versión veraz y honesta de los hechos.

Nos corresponde señalar la verdad de los hechos para refutar informaciones falsas, maliciosas y de mala fe, en contra nuestra, de parte de la Abogada Rossana Báez, abogada de la empresa Cardenales SA, que fue publicado por este diario.

En el año 1985 se creó la Colonia María Auxiliadora, en aquel entonces por el IBR hoy Indert, sobre una superficie de 4.050 hectáreas, por compra de la empresa Agropeco SA, en aquel entonces IBR, no llegó a pagar la totalidad de la suma acordada por las tierras, pero el IBR desde que colonizó empezó a expedir títulos de propiedad a los ocupantes, luego de 30 años, la empresa Agropeco SA devolvió el dinero al Indert, y a la vez creó una nueva empresa llamada Cardenales SA a quien transfirió en el año 2016 la superficie de 4.050 hectáreas, con todos sus ocupantes con sus títulos expedido por la institución estatal Indert.

En agosto de 2017 la abogada Rossana Báez, como abogada de Cardenales SA, inició varios juicios de reivindicación de inmueble contra los ocupantes y propietarios de la colonia María Auxiliadora en el juzgado de primera instancia de San Juan Nepomuceno.

Para hacerle acordar a la abogada Rossana Báez que la misma ha iniciado el juicio de reivindicación de inmueble contra Leo Francisco Da Silva, expediente Nro. 151 que a la fecha sigue en trámites, el señor Leo Francisco posee título de propiedad, expedido por la institución del Estado paraguayo, que el día de hoy sigue vigente, al no existir una sentencia judicial que lo haya anulado por tanto es válido.

Como Delia Mabel Roldán es la abogada del señor Leo Francisco y al no existir restricción para que mi cliente disponga de su inmueble, con posesión de más de 30 años, no puede la abogada Rossana Báez afirmar que soy una delincuente y menos invasora de inmueble ajeno, tengo todo el derecho que me asiste el mandato dado por mi cliente para defender sus derechos.

Teniendo un juicio de reivindicación pendiente que se encuentra en trámite en el juzgado de primera instancia de San Juan Nepomuceno, por un inmueble de 14 hectáreas, el día 13 de agosto de 2021, la representante de Cardenales SA, abogada Rossana Báez, inicia un nuevo juicio de interdicto de recobrar la posesión contra Rodrigo Roldán Torales, quién no tiene nada que ver con el inmueble, es solo contratista del señor Leo Francisco.

El juicio de interdicto de recobrar la posesión se inicio el viernes 31 de agosto de 2021 siendo las 11:30 según cargo del juzgado, en forma inmediata la jueza de paz de San Juan Nepomuceno dictó el A.I. Nro. 96 de fecha 13 de agosto de 2021, resolviendo la medida cautelar de restitución del inmueble.

El oficial de justicia se presenta con violencia, amenaza y prepotencia ordena a funcionarios de la empresa Agropeco cumplir una orden judicial que no corresponde, atendiendo que el mandamiento judicial no correspondía al inmueble de mi cliente Leo Francisco, en relación a la superficie, mandamiento dictada es una sobre superficie de 35 hectáreas, y el lote ocupado por mi mandante es de 14 hectáreas, los números de los lotes no correspondían con los datos del inmueble que se encuentra en un juicio para reivindicar, en ningún país donde existe estado de derecho se cumple un mandamiento judicial que no corresponde al inmueble donde se constituye un oficial de justicia y menos con violencia.

Desde todo punto de vista la abogada Rossana Báez no respeta el debido proceso, quién hace justicia a su manera, prevaleciendo el poder económico, político y lo judicial se encuentran de rodillas ante sus pretensiones, y quienes se oponen a sus pretensiones irregulares son denunciados como delincuentes.

A fin de demostrar las irregularidades cometidas dentro del proceso judicial por la abogada Rossana Báez y el oficial de justicia Edison Horts, adjunto los documentos que el mismo oficial de justicia, cumplió sus mandamientos en dos procedimientos en el mismo inmueble, pero en cada mandamiento actuando con diferente número de lote, no coinciden la superficie menos la finca. Por la cuál como abogada en defensa de mi cliente me opuse al cumplimiento de la orden judicial, motivos para acusarme de delincuente e invasora de tierras ajenas.

El derecho al trabajo es un derecho constitucional, por lo tanto mi trabajo como abogada representando a mi cliente y Rodrigo Roldán Torales prestando su servicio al señor Leo Francisco, desde ningún punto de vista nos pueden considerar delincuentes y menos invasores de tierras ajenas somos ciudadanos que ganamos lo que tenemos con trabajo honesto y pagando nuestros impuestos.

Por lo tanto, esperando una respuesta a lo mencionado más arriba solicitamos se sirva publicar el contenido, atendiendo a la contestación por la publicación en contra de nuestra persona, en el medio de comunicación a su cargo”.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.