Montecarlo abre un Mundial de Rallies, despedida de Ogier

GAP. En su última temporada en el Mundial de Rallies (WRC), el francés Sébastien Ogier intentará alcanzar las ocho victorias -siete de ellas consecutivas- en el Rally de Montecarlo, donde iniciará su colaboración con la marca japonesa Toyota.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/22YQXS4BYRDNTL27OTL2NZ2I2Y.jpg
@NordhessenJ

A los 36 años, Ogier llega a Toyota para cerrar su exitoso periplo en esta disciplina. Tendrá como reto recuperar la corona mundial que logró en 2019 el estonio Ott Tanak, que sale de Toyota para competir con Hyundai.

“Cada coche tiene características diferentes y hacen falta algunos kilómetros para habituarse, pero hasta ahora todo va bien en los entrenamientos. Vamos a pelear por un séptimo título este año, creo que tengo buenas opciones con este coche”, subrayó el seis veces campeón mundial.

Una nueva victoria en Montecarlo le permitiría inscribir su nombre en el palmarés de la prueba legendaria con un quinto constructor diferente (1 con Peugeot en 2009 en Intercontinental Rally Challenge, 3 con Volkswagen, 2 con M-Sport Ford y 1 con Citroën en WRC desde 2014).

PUBLICIDAD

En el camino se encontrará de nuevo con Tanak, que estrenará su corona como piloto de Hyundai: “La temporada comienza con la que es sin duda la prueba más difícil”.

“Para hacer las cosas todavía más complicadas, estoy en un nuevo equipo, con un nuevo coche y me hace falta aprender en condiciones con trampas”, añadió el piloto de 32 años, que el año pasad terminó tercero tras el belga Thierry Neuville, su compañero este curso.

Neuville ha terminado las cuatro últimas temporadas en el segundo escalón del podio final e intentará marcar su territorio con Tanak. “Ya hemos hecho este recorrido en los últimos años y sabemos qué partes estarán a la sombra toda la jornada y resbalarán, pero siempre hay sorpresas aquí”, dijo.

PUBLICIDAD

Buen tiempo

Los dos pilotos de Hyundai deberán contar también con Sébastien Loeb, siete veces ganador en Motecarlo entre 2003 y 2013, que a los 45 años volverá a competir en algunas pruebas del Mundial para el equipo surcoreano.

Recién llegado del Dakar, el nueve veces campeón mundial fue cuarto el año pasado: “Con mejor conocimiento del coche, podemos hacerlo todavía mejor”.

El rally supondrá el debut del galés Elfyn Evans y el finlandés Kalle Rovanperä, de 19 años, con Toyota, que mantendrá al japonés Takamoto Katsuta en su aprendizaje en el Mundial de rallies.

La meteorología parece clemente en los cuatro días de esta 88ª edición de Montecarlo, con hielo en altitud pero sin riesgo de nieve.

Los pilotos completarán 1.505 kilómetros, con 16 especiales y un total de 304 kilómetros. Comenzará con la primera especial el jueves por la noche.

El viernes descubrirán un nuevo tramo (Saint Clément-sur-Durance/Freissinières). El resto del recorrido es el mismo que el del año pasado. Llegarán a Mónaco el sábado por la noche, antes de las especiales de la última jornada, con el célebre Col de Turini, una vez en cada sentido, antes del cierre con la ’Power Stage’, que dará puntos suplementarios para el Mundial.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD