Fiscalía imputa a médicos por muerte de una criatura

Los profesionales médicos María de Fátima Bastos, José Ovando y Óscar Cabrera fueron imputados por omisión de auxilio, en torno a la investigación de presunta negligencia que le costó la vida al pequeño Renato, de 2 años.

La muerte del pequeño Renato se produjo el pasado martes 20 de agosto, en la Sala de Urgencias el Sanatorio Migone. Los fiscales de la causa son Sara Torres y Natalia Silva
La muerte del pequeño Renato se produjo el pasado martes 20 de agosto, en la Sala de Urgencias el Sanatorio Migone. Los fiscales de la causa son Sara Torres y Natalia SilvaArchivo, ABC Color

La imputación indica que los imputados son quienes aparecen en las imágenes de circuito cerrado del Migone, mediante las cuales se pudo confirmar que no asistieron al niño, pese a los pedidos de auxilio de sus familiares.

Agrega que, si bien dos de los doctores son residentes, cuentan con el título que avala que están habilitados para prestar auxilio ante cualquier emergencia; y no podían dejar de prestar la ayuda necesaria, mientras llegaba la pediatra, ya que estaban designados como médicos de guardia en la Sala de Urgencias.

La fiscalía considera que hubo una supuesta inacción de los médicos imputados, ante la situación de Renato.

PUBLICIDAD

Imposición de medidas

La jueza Lici Sánchez, sorteada para entender en la causa, admitió la imputación y convocó a los médicos para el jueves 24 de octubre del corriente, para la audiencia de imposición de medidas. Las agentes del Ministerio Público solicitaron medidas alternativas a la prisión para los profesionales de blanco.

El artículo 117 del Código Penal, sobre la omisión de auxilio, indica que “el que no salvara a otro de la muerte o de una lesión considerable, pudiendo hacerlo sin riesgo personal, será castigado con pena privativa de libertad de hasta un año o con multa”.

PUBLICIDAD

Medicamento criticado

Ante la mención de que la fiscalía también investigará el medicamento denominado ondansetron (recomendado para pacientes con quimioterapia, para evitar náuseas y vómitos), administrado al pequeño Renato, pues se cree que pudo ocasionarle una reacción adversa, como ya ocurrió en otros casos. el director de Vigilancia Sanitaria del Ministerio de Salud, José Cardozo, aclaró que no cuentan con ningún informe sobre lo ocurrido con el niño de 2 años, pero que los casos de los que sí tuvieron reacciones asociadas al uso del remedio en cuestión están descriptas en la bibliografía del fármaco.

“Estas reacciones no tienen ninguna relación con la calidad o falta de calidad del producto. Por eso es que el IPS y el Ministerio de Salud emitieron un comunicado para que se tengan en cuenta las advertencias en el uso del medicamento”, puntualizó.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD