Prometió acabar con secretismo en Corte, pero accionó a espaldas de la ciudadanía

El ministro Eugenio Jiménez Rolón había prometido acabar con el secretismo en la Corte. Sin embargo, accionó para ser inamovible a escondidas de la ciudadanía y obtuvo un fallo dictado entre cuatro paredes.

Eugenio Jiménez Rolón, presidente de la Corte, que el 20 de este mes deja el cargo.
Eugenio Jiménez Rolón, ministro de la Corte.Archivo, ABC Color

En su exposición en audiencia pública, cuando era candidato a ocupar la Corte, Jiménez Rolón dijo que para mejora el Poder Judicial “he diagramado medidas de corto, mediano y largo plazo”.

“Creo fundamental superar el secretismo en la Corte Suprema de Justicia, sobre todo en las cuestiones de interés público. Por ejemplo, la designación de magistrados es de indudable interés general. Gran parte de la seguridad o inseguridad jurídica depende de los magistrados y no puede ser que sigan siendo designados entre cuatro paredes”, dijo con mucho énfasis ante los miembros del Consejo de la Magistratura y el Tribunal de Honor durante su audiencia.

Sin embargo, ahora hizo totalmente lo contrario. Junto con sus colegas Alberto Martínez Simón y Carolina Llanes, a escondidas, presentó una inconstitucionalidad contra el artículo 19 de la ley que organiza la Corte y que limita el mandato de los ministros a cinco años.

“Propiciaré que esas decisiones sean agotadas en sesiones públicas de la Corte, de modo tal que tanto la ciudadanía como la prensa puedan acceder al sentido de los votos de los ministros y a sus fundamentaciones. Planteara un etapa previa, en la que los ternados por el Consejo de la Magistratura comparezcan a una audiencia pública, con acceso irrestricto de la prensa y de la ciudadanía para que puedan conocer los puntos de vistas de los que están postulados a los diferentes cargo”, afirmó Jiménez.

Agregó que de esta forma “la ciudadanía podrá participar aunque sea en algo en la elección de sus magistrados”.

Refirió que lo mismo sucederá con las decisiones que competen al pleno de la Corte. “Precisamente son competencia de la Corte porque son de interés general y sobre todo aquellas vinculadas con las interpretaciones constitucionales y la de tipo jurisdiccional en sesiones públicas”, puntualizó.

Al parecer para Jiménez no es de interés general el tema de la inamovilidad, ya que prefirió ocultar su presentación a la prensa y a la ciudadanía, a la que tantas veces mencionó en la audiencia pública.

Los otros inamovibles son César Diesel y Manuel Ramírez Candia.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.