Centro Familiar de Adoración habilitó su imponente y millonario templo

Con alabanzas, músicas y el rito de consagración, se inauguró anoche el imponente y millonario templo que construyó el Centro Familiar de Adoración en el barrio Herrera. Unas 10.000 personas colmaron los asientos y  gradas para seguir de cerca la ceremonia que en sus momentos principales fue dirigida por el pastor Emilio Abreu y su esposa Bethania.

  "Este templo será a partir de hoy la casa de Dios y desde aquí se rezará por un Paraguay mejor", dijo el pastor Abreu en su primera intervención luego de proceder al rito de consagración de lo que será el altar.

Con ese acto comenzaba la inauguración del imponente templo, que según dijeron costó 11 millones de dólares.

 Seguidamente, el pastor del Concilio de las Asambleas de Dios, Estanislao Candia, se dirigió a los presentes y dijo en guaraní que la obra demostró que Dios es poderoso y que para él nada es imposible. Agregó que la obra puso a prueba la voluntad de hombres y mujeres y demostró que con  aportes locales se pueden hacer grandes emprendimientos.

El templo es una moderna construcción. En su interior las luces juegan un papel muy importantes, así como el sonido, sobre todo para animar a la gente a vivir intensamente los pasos de la ceremonia.

Los fieles demostraron también su gran aprecio al matrimonio Abreu, a tal punto que cuando ingresaron fueron ovacionados, mientras que sus mensajes eran recibidos con mucha atención.

 En su momento, Bethania de Abreu resaltó la función del templo y reiteró que su construcción obedeció a un designio de Dios, que quiso una gran obra desde donde se puedan cambiar los corazones.

 Y el momento especial llegó cuando los Abreu y el pastor Candia se ubicaron para desatar la cinta. Una vez desenredada, aparecieron fuegos de artificios, mientras una música acompañaba el brillo que resaltaba en el altar. La multitud, en cambio, alababa y aplaudía a Dios.

Abreu nuevamente se dirigió a los presentes a quienes invitó a orar a Dios con las manos arriba y así los presentes participaron de la bendición.

El templo tiene pasarelas amplias que permiten ingresar con facilidad al interior, así como abandonarlo, sin que esto signifique aglomeración de personas.

 Otro momento emotivo fue cuando varias personas aparecieron en la pantalla gigante comentando sus testimonios de vida. Algunos decían que gracias a la oración abandonaron el alcohol y las drogas. Otros, en cambio, relataban que gracias al acompañamiento de la Iglesia lograron recuperar y unir a sus familias. Y no faltaron las personas que dijeron que fueron sanados de enfermedades que les imposibilitaban una vida normal.

También hubo testimonios de personas que pensaban suicidarse, pero que cambiaron de actitud gracias a esta Iglesia.

Los pastores de los centros de ciudades vecinas igualmente participaron del acto, al igual que el presidente del Congreso Nacional, Miguel Angel Carrizosa, y el ex vicepresidente Luis Castiglioni.

Con la inauguración del templo ubicado en Olegario Andrade y Soriano González, el Centro Familiar de Adoración cuenta así con el auditorio más grande del Paraguay.

Majestuosa edificación

El templo del Centro Familiar de Adoración está ubicado en el barrio Herrera. La imponente obra puede albergar cómodamente a 10.000 personas sentadas. Estiman su costo en 11 millones de dólares. Abarca una superficie construida de 48.000 metros cuadrados, 18.000 más que la sede del Congreso, que costó 22 millones de dólares.

El edificio se encuentra a tres cuadras de la avenida Mariscal López y a dos de la avenida Madame Lynch.
Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.