Debut con alegría en la Olla

El Cerro Porteño de Francisco Arce se estrenó en el Apertura 2020 con un triunfo por 2-1 ante el Sportivo Luqueño. El auriazul puso en aprietos al local por momentos pero un error de Wildo Alonso y la eficacia de Nelson Haedo Valdez le alcanzó al Ciclón para quedarse con los puntos en su estadio.

Nelson Haedo Valdez
El “León Guaraní” celebrando el gol del triunfo.Fernando Romero, ABC Color

Luego de la goleada de Nacional a Guaireña, azulgranas y auriazules se mostraron por primera vez en este campeonato. El local arrancó agresivo y en su primer córner a favor Marcos Cáceres obligó a trabajar a Ruben Escobar. A continuación, Luqueño robó el balón y comenzó a construir juego.

Tras un pase largo por poco Gaona Lugo queda mano a mano con Muñoz. Peligrosa aproximación de la visita. Los del “Chiqui” respondieron con una jugada entre Carrizo y Ruiz que no supo definir el extremo paraguayo.

“Pachi” volvió a aparecer para habilitar a Nelson Haedo que no pudo disparar ante la marca rival. El local siguió creciendo a medida que el argentino aumentó su participación y esa mejoría la plasmó en el marcador el propio Ruiz. El 11 anotó de cabeza tras un tiro libre de Carrizo.

Tras el gol, Cerro siguió insistiendo y estuvo cerca del segundo. Carrizo envió un centro, despejó la defensa y Palau empujó el balón que fue interceptado sobre la línea por Lima. El resto del primer tiempo fue similar, con el Ciclón generando gracias a “Pachi” pero sin poder definir.

Pasados 5’ del segundo tiempo la visita tuvo un penal a favor que fue cobrado gracias al VAR. La mano en el área cerrista fue de Palau y la señaló el juez VAR Ulises Mereles. Blas Díaz fue el encargado de vencer al “Popi” Muñoz con un remate por bajo.

El gol del empate envalentono a Luqueño que fue para adelante mediante el control del balón. Arce recurrió entonces a Ángel Cardozo Lucena y Jorge “Conejo” Benítez para intentar romper la paridad.

La más clara para los azulgranas hasta ese momento llegó con un remate de Palau que contuvo Escobar en dos tiempos. La acción la inició Carrizo, pivoteo Haedo y disparó el charrúa.

El tiempo se agotaba y el resultado parecía inamovible cuando Wildo Alonso, lateral de Luqueño, retrocedió el balón a la nada y habilitó al capitán del Ciclón que definió con frialdad ante la salida del arquero.

En la siguiente jornada Cerro Porteño visitará a Guaraní en Dos Bocas mientras que Luqueño irá a Villa Elisa para desafiar a Sol de América.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05