Quedó a puertas de los penales

A pesar del golazo de Santiago Arzamendia, Cerro Porteño quedó eliminado de la Copa Libertadores de América. El Ciclón derrotó 1-0 a Palmeiras en Brasil, pero el resultado no alcanzó. El Verdão ganó 2-1 la serie y clasificó a los cuartos de final.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/O2PZ6LTQLFG3LC22EYYRBUWMRM.jpg

Todo apuntaba a que, después de la ventaja conseguida de la ida, el partido iba a ser un mero trámite para el Palmeiras, hasta que apareció en escena el polémico Felipe Melo. El centrocampista de 35 años y curtido en mil batallas cometió una fea y temeraria entrada sobre Víctor Cáceres al clavarle los tacos en la tibia. El árbitro Germán Delfino le mostró en un primer momento amarilla, pero al ver la marca en la pierna del jugador, cambió de opinión y le mostró el cartón rojo.

Con un hombre menos, Palmeiras se encerró atrás en su propia casa y cedió a Cerro Porteño una iniciativa que no esperaba tener. La primera ocasión solo llegó a los 17 minutos por medio de un disparo lejano de Escobar, que despejó como pudo Weverton. El siguiente en avisar fue el equipo brasileño en un contragolpe que condujo el colombiano Miguel Borja hasta el área y terminó cediendo para Willian, cuyo remate fue desviado por Antony Silva. Esa fue la más clara para el conjunto paulista. Los paraguayos pudieron irse al descanso con ventaja en el marcador, pero pagaron su poco efectividad en los metros finales. El más activo fue Óscar Ruiz, quien primero recibió un pase raso en el punto de penal que mandó fuera y después cruzó demasiado otro disparo.

En la reanudación, el entrenador Fernando Jubero quitó a Víctor Cáceres y dio entrada a a Nelson Haedo Valdez. El Ciclón no mejoró en exceso, pero se encontró con un gol en un ¿centro o al arco? de Arzamendia desde la banda izquierda que se coló directo en la portería rival. Ya solo hacía falta uno más para llevar la decisión a los penales. Scolari vio el percal y sustituyó a Borja por un centrocampista defensivo. El compromiso estuvo detenido varios minutos en la segunda mitad cuando tuvieron que sacar inmovilizado y en una ambulancia a Rodrigo Rojas, que chocó violentamente con el colombiano Miguel Borja.

PUBLICIDAD

La orden era encerrarse atrás y que corriera el tiempo. Cerro Porteño pudo marcar el segundo en otro disparo peligroso de Ruiz que se marchó por muy poco. La afición paulista aguantaba la respiración y al final respiró tranquila. Como colofón final, un cruce entre los dos equipos acabó con otros dos expulsados más, una para cada equipo: Deyverson y Cáceres. A pesar de la derrota. Palmeiras cerró su clasificación a cuartos de final de la Copa Libertadores, instancia en la que se medirá a Colo Colo.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD