El recuerdo de la única victoria contra los bolivianos en La Paz

Paraguay visita el Hernando Siles para enfrentar a Bolivia en un partido clave con miras al Mundial Qatar 2022. La Albirroja regresa a La Paz, donde triunfó por una sola vez en la historia de las Eliminatorias Sudamericanas.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/PRPHSATR4FBSZNDHBFDBNRKBLA.jpg

Era el 2 de setiembre de 1973. Ya habían pasado los dos meses de aclimatación, que arrancó con el sueño de ganar en la temible capital boliviana, pero que con el correr el tiempo, comenzó a cansar y a angustiar a los futbolistas por el largo período de encierro que inició en Cusco, Perú. Después del periplo, un distinto Hernando Siles, sin la segunda bandeja, aguardaba por la Albirroja de uruguayo Washington Etchamendi. Era el momento de desafiar a los 3.645 metros de altura.

Bolivia era el primer rival de la selección en el camino a la Copa del Mundo Alemania 1974. Con el técnico de Argentina, Miguel Ángel Ignomirielo, en las gradas del histórico estadio paceño, Paraguay comenzó el partido perdiendo. A la media, el volante Morales adelantó al anfitrión, que no pudo sostener la ventaja antes de finalizar el primer período. Al cierre, Adalberto Escobar, con pasado en Cerro Porteño, Libertad y Tembetary, emparejó el resultado.

En la complementaria, cuando el trámite ingresaba a la parte candente, Jorge Insfrán remontó el marcador para sellar el 2-1 frente a unos 22.000 espectadores. “Corren 32 minutos y la acción clave del encuentro que brindó el triunfo. Comer desde la izquierda, ejecutado por Escobar. La pelota que se eleva y se cierra hacia el arco de Jiménez. Entran varios valores paraguayos y el que logra cabecear es Insfrán”, señalaba la crónica de los enviados especiales de ABC.

“La presencia de Insfrán, desde luego que era arma de doble filo. Su condición de nuevo, lo incorporaba en la nebulosa o incertidumbre. Pero su integridad física y su capacidad de ir al cabezazo podían sentar las bases de nuevas esperanzas. Claro, a esta altura del partido, ya no había piernas capaces de meter la pelota por arriba. Sin embargo, el comer de Escobar, la engañadora entrada de Jara Saguier y ese cabezazo, haciendo girar el cuello, de lastran pusieron en el marcador una realidad que nunca debió verse en peligro”, comentó, por su parte, don Julio del Puerto.

“Los mejores de nuestra selección fueron Ortiz Aquino y Escobar. Respondieron más o menos bien Jara Saguier, Sosa y Osorio. Los marcadores de punta, expusieron mucha voluntad, aunque con algunas peligrosas fallas”, agregó Del Puerto, mientras que Ignomirielo, técnico de la Albiceleste, que más tarde empataría 1-1 en Asunción, describió al equipo guaraní como “fútbol cohesionado en el medio y veloz en el ataque”.

La victoria, celebrado por uno pocos en La Paz y por millones en nuestro país, generó que los aficionados reciban a la delegación en el aeropuerto Silvio Pettirossi. “Lo notable es que los bolivianos sintieron más el trajín del partido que nosotros. La mayoría de ellos terminaron extenuados, dado el ritmo intenso del juego”, comentaban los jugadores del combinado nacional mientras bajaban del avión y quedaban sorprendidos por el recibimiento de la multitud.

“Nunca lloré tanto como hoy. Me sentí hasta un niño. Es que uno tenía que vivir aquello para valorarlo, porque fue una victoria sensacional. Paraguay jugó como nunca, luchando sólo por el triunfo. Nos vimos ante un cuadro que en gran parte nos complicó, pero al que superamos porque evidentemente estábamos mejor preparado. Por eso hasta eso de la altura quedó marginado. Lo de hoy es algo inolvidable”, expresó Lorenzo Giménez.

“Mediante esa adaptación en el Perú aguantamos a pie firme el problema de la altura y algunos de nosotros corrimos como nunca. Es que fue un partido a todo ritmo, porque los bolivianos juegan y bien en serio. Por eso no creo que Argentina le gane en La Paz”, cerró Carlos Diarte, quien falleció en Valencia en junio de 2011, desde la ventanilla del colectivo que transportó al grupo de la terminal aérea. Desde entonces, hace 48 años, Paraguay no puede ganar en La Paz.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05