Estrenan el documental “Fidel, niño valiente”

La migración, el talento, la valentía y el carisma de un niño paraguayo son los ejes del documental “Fidel, niño valiente”, del cineasta argentino Mario Verón. La película tendrá hoy su estreno para Latinoamérica a través de la plataforma local Kili Vídeo.

Fidel Cantero es el protagonista del documental "Fidel, niño valiente", dirigido por Mario Verón.
Fidel Cantero es el protagonista del documental "Fidel, niño valiente", dirigido por Mario Verón.MARIA DEL PILAR

A partir de sus trabajos con los campesinos de Puerto Libertad, una localidad de la provincia argentina de Misiones, Mario Verón llegó a la historia de Fidel Cantero, un niño paraguayo que emigró hacia el vecino país buscando ayudar económicamente a su mamá.

“Me llamaron para contarme en el monte había un niño que corría carreras cuadreras. Trabajaba de peón en la chacra y corría carreras cuadreras y lo particular era que corría con un caballo llamado “El Che”, detalló Verón. Comentó que a esta llamativa coincidencia, también se sumaba que el chico utilizaba la camiseta Nº 10 de Maradona a la hora de correr.

“Parecía un chiste, pero era un poco realismo mágico que Fidel cabalgue sobre El Che y que eso envuelva una mística por parte de los campesinos”, expresó.

Viajó a comprobar la veracidad de la historia y conoció a Fidel Cantero y su hermano mayor. “Desde el vamos, primero quizás por la edad y porque es un niño extrovertido, le gustó mucho el universo de las cámaras”, comentó Verón.

Antes de comenzar a filmar, decidió vivir tres meses y medio en la comunidad para establecer un vínculo más estrecho con los protagonistas de la historia. “Necesito aproximarme a ese universo, sin romantizarlo. Necesito entender las tristezas, las alegrías y que el otro me conozca”, expresó.

Agregó que esto le permite “generar confianza para ubicar la cámara de una manera, que de otra forma no lo hubiera logrado”.

El rodaje del documental también implicó un viaje a la colonia Chino Cué de Itakyry, Alto Paraná, donde se encuentra la familia de Fidel.

Verón destacó el aporte de la coproducción paraguaya para la finalización de la película, que en septiembre próximo se presentará en el Cine Gaumont de Buenos Aires.

El productor paraguayo Osvaldo Ortíz Faiman comentó que el aporte local a la película consistió en la postproducción, algo que involucró emparejar la imagen de las cuatro cámaras utilizadas en el rodaje. Sakio Hiraiwa estuvo a cargo de la postproducción y diseño sonoro, mientras que Juan Manuel Zelada realizó la corrección del color.

La coproducción local también aportó la traducción y el subtitulado de la película, que en su mayoría es en guaraní. Este trabajo estuvo a cargo de Tania Simbrón y Egidio Mareco. Verón sostuvo que grabó casi todas las escenas sin entender qué estaban diciendo los protagonistas del documental.

“El trabajo que se hizo es una muestra del potencial que hay cuando se hermanan dos países, como Argentina y Paraguay, para llevar adelante un proyecto de estas características. La calidad de profesionales que hay en el país es muy alta y fue gratificante para mí conocerlos a ellos”, subrayó Verón.

La película está disponible para alquilar por G. 20.000 en www.kili.video. El acceso será para toda Latinoamérica.