Una sonda espacial va al encuentro de un “asesino”

Cuando la Sociedad Planetaria Internacional llamó a concurso para renombrar al asteroide 1999 RQ36, descubierto en 1999, este ya había sido elegido como el destino de una sonda espacial que partiría 17 años más tarde a su encuentro, se posaría en su superficie y regresaría a la Tierra.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/ZP326ANVUBG2PHBAV2B7GVKAWA.jpg

Cargando...

Bautizado como Bennu, este asteroide de 500 metros de diámetro está clasificado como potencialmente peligroso para la Tierra y es conocido como el Asteroide de la Muerte por la alta probabilidad de un impacto hacia el año 2135.

El 8 de setiembre último, la Agencia Espacial estadounidense (NASA) lanzó al espacio a la sonda OSIRIS-REx, que va al encuentro del mencionado potencial asesino.

La misión

Llegar hasta el asteroide tras dos años de viaje, posarse en la roca mientras esta hace su recorrido por el “vecindario” y luego de más de 7 años, regresar a la Tierra en el 2023 trayendo una valiosa carga, que podría variar de 60 gramos hasta los 2 kilos de materiales que logre colectar en la superficie de Bennu.

El tiempo de permanencia de OSIRIS-REx en la superficie de Bennu servirá para el estudio de órbitas de asteroides de manera a anticipar un posible impacto. Además estudiará la composición del mismo y la valiosa carga que traerá consigo posiblemente arroje datos importantes para entender también la formación del Sistema Solar.

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...